LogoHorizontalSerenitySamll a9d0f d2baf

INTEFI logo mini 1 911e6 a303e

Se espera una apertura bajista en Estados Unidos por la amenaza de Corea del Norte y además algunos movimientos en el mercado de deuda que no hablan precisamente bien de las perspectivas de la inflación y tampoco de la esperanza en Donald Trump.

Segunda sesión en el mercado norteamericano y parece que va a seguir un rumbo parecido a la apertura que nos encontramos en Europa.

En Estados Unidos nos encontramos con un problema añadido, y es que todavía siguen sin contabilizarse los daños creados por el huracán Harvey, así que todo el mundo contiene la respiración por si nos encontramos en una situación similar a la que dejó el Katrina y que consiguió reducir el crecimiento de Estados Unidos a la mitad.

Hablando de crecimiento, si la economía va bien, es hasta cierto punto poco ilógico ver que la rentabilidad de la deuda a 10 años en Estados Unidos esté en la zona que había antes de que Donald Trump se hiciese con la Casa Blanca, por lo que en cierto sentido hay algo que no acaba de cuajar porque esto hablaría de un nulo efecto de la esperanza que tiene el mercado con la reflación que traerían las políticas de inversión en infraestructuras y además la reforma fiscal. Por lo tanto, hay un cierto ambiente de desconfianza sobre la capacidad de la cúpula política de hacer realidad esas promesas.

Todo lo anterior hace que el dólar siga tenido problemas y la fortaleza del euro es uno de los quebraderos de cabeza a los que se enfrentan los activos en la Unión Europea. La debilidad del dólar y la situación general están haciendo que los activos que representan seguridad estén siendo muy demandados, lo que favorece la bajada de rentabilidades en el mercado secundario de deuda y además un aumento del precio del oro que está empezando a tentar mucho con romper la directriz bajista que viene desde los máximos posteriores a la crisis.

El punto central del día ha sido la contestación muy clara y concisa de Corea del Norte a los famosos ejercicios que están realizando algunos países cerca de su costa. El mercado se asustado muchísimo cuando han saltado las alarmas acerca de que un nuevo misil habría sido lanzado desde la costa y habría sido capaz de sobrevolar Japón, lo que ha sido calificado como un acto que sobrepasa todos los límites y ahora estamos todos pendientes de cuál es la respuesta internacional al evento porque se ha solicitado una nueva reunión de Naciones Unidas. Tanto Estados Unidos como Japón han acordado presionar a Corea del Norte y además intentar convencer al resto de países y la comunidad internacional de que hagan lo propio. La escalada de tensión es muy importante y el susto se ha metido en el cuerpo en los operadores porque Donald Trump no es precisamente alguien que se muerda la lengua.

En Europa a las bajadas son bastante potentes con un futuro del índice alemán que cae más del 2% colocándose ya por debajo de la media de 200 sesiones.

Si ahora miramos la situación de los índices principales en Estados Unidos, tenemos una apertura bajista en el día de hoy que nos colocaría en bastantes de ellos por debajo de la media de 50 sesiones que actuaría ya como resistencia, con el Dow Jones de transportes por debajo de la media de 200 sesiones y el Dow Jones de industriales buscando otra vez atacar el soporte de la de 50.

indicesws.gif

Hoy la apertura de la sesión europea va a estar condicionada y bajista por un factor que ha sorprendido a propios y extraños.

Recuerden que ayer decíamos que comenzábamos la semana con dos líneas de tensión, una alta provocada por los destrozos del huracán Harvey y otra mucho más baja pero que iría incrementándose según avanzaba la semana, formada por la cadena de datos macroeconómicos que culminará el viernes con el dato de creación de empleo de Estados Unidos.

Pues bien, otra línea de tensión que estaba muy aplacada en los últimos días ha despertado con fuerza y no es otra cosa que las amenazas geopolíticas. Corea del Norte ha tenido la genial idea de probar un nuevo misil y no se ha conformado con lanzarlo en dirección a Japón sino que ha sobrevolado el país. La alerta ha sido tan grande por un hecho sin precedentes que ha hecho que se pidió una reunión extraordinaria de Naciones Unidas.

El susto ha sido tan grande que los futuros están en negativo de forma bastante contundente.

Mercado nocturno:  
  Dif. % Último
E-MINI S&P CONTINUOUS      -0,44    2433,00
MINI DOW JONES CONTINUOUS      -0,30   21725,00
NASD E-MINI CONTINUOUS      -0,46    5817,75
     
Preapertura en Europa:    
  Dif. % Último
IBEX35 PLUS CONTINUOUS      -0,63      10228
DAX FUTURE CONTINUOUS      -0,59   12061,50
DJ EURO STOXX50 FUT. CONT.      -0,64    3400,00
CAC 40 FUTURE CONTINUOUS      -0,56     5050,5

 

Recuerden que uno de los motivos del retraso de la recuperación de la economía europea tras la crisis fue el aprovechamiento de la carta de oportunidad que hizo Vladimir Putin invadiendo el Este de Crimea buscando menos sanciones por parte europea sabiendo que dichas sanciones iban a hacer daño también a la economía de la zona euro y eso no se lo podían permitir. Afortunadamente, a nadie le tembló el pulso y se hizo lo que se tenía que hacer.

Ya saben que Donald Trump aparentemente es una persona de gatillo fácil, así que todo el mundo está muy pendiente de la respuesta que pueda haber.

Por otro lado, siguen las preocupaciones por el encarecimiento del euro que sigue subiendo sin parar, lo que representa un daño para los activos de la zona euro.

eurusd.gif

En cuanto a datos macroeconómicos en Europa:

 - Datos de Reino Unido. Índice de precios de la vivienda calculado por NationWide

 Indice de Precios de la vivienda en Reino Unido en el mes de agosto calculados por NationWide dar un paso atrás y se colocan en negativo -0,1%, eliminando parte del crecimiento del 0,2% del mes anterior, un movimiento que es bastante peor de lo esperado que era crecer el 0,1%.

 El empeoramiento tamil se notan las cifras interanuales pues pasamos de crecer casi el 3% hasta dejarlo ligeramente por encima del 2%, peor de lo esperado que era quitarse a mitad, en el 2,5%.

 - Datos de Alemania. Confianza del consumidor calculado por Gfk

 Confianza del consumidor creado por GfK del mes de septiembre en Alemania da una sorpresa pues en vez de mantenerse en 10,8 aumenta hasta 10,9, acercándose a un nivel máximo de nada menos que de 16 años. Esto es algo muy positivo para la economía.

- Datos de Francia. Gastos de los hogares del mes de julio

 Gastos de los hogares en Francia del mes de julio nos da una alegría porque tienen un crecimiento del 0,7%, lo que supone eliminar la bajada de -0,7% del mes anterior y encima es 0,1% superior a lo esperado.

 - Datos de Francia. Segunda lectura preliminar del producto interior bruto del segundo trimestre

 La segunda lectura del producto interior bruto del segundo trimestre de Francia se mantiene en el 0,5%, sin cambios y lo esperado.

Sesión negativa en Europa en donde nos hemos focalizado en dos puntos principalmente:

Primero de todo, las consecuencias de que el viernes ni la Reserva Federal ni el BCE dijesen nada de lo que quería oír el mercado acerca de la política monetaria. Se toma como cierta base que la Reserva Federal va a tener problemas para poder subir una vez más los tipos de interés en lo que queda el año, recordemos que los futuros sobre fondos federales no lo están viendo de esta manera. Por lo tanto, ya hay una debilidad subyacente del billete verde.

Si ahora vemos que el BCE tampoco dijo nada y además tampoco ve con preocupación la subida del euro, la moneda única ha seguido su camino, por lo que esta tarde ha llegado a tocar máximos de más allá de dos años y medio. Como podemos imaginarnos, una moneda tan alta está ofreciendo problemas para que desde otras monedas se puedan comprar activos europeos. Además, cuanto más cara esté la moneda, las exportadoras sufrirán más y de ahí que el futuro del índice alemán sea el más vigilado por ser el que más cerca está del soporte importante de la media de 200 sesiones. Otros futuros sobre índices importantes también están muy cerca, pero como Alemania es muy exportadora, perder un nivel técnico tan importante sería una señal muy perjudicial para el resto.

Por otro lado, en Estados Unidos se ha estado muy pendiente, y de rebote también en Europa y con respecto a la inflación exactamente lo mismo, de los acontecimientos del desastre que está dejando a su paso el huracán a Harvey, ya transformado en tormenta tropical. La cuestión es que se ha llevado por delante a Houston, ha provocado el cierre del 15% de las refinerías y también la producción se ha visto afectada.

Con lo anterior, como en otras ocasiones, el precio del crudo debería haberse disparado, pero tenemos que se está desplomando -2,5% mientras el futuro de la gasolina está subiendo el 2,5%, llegando a estar por encima del 4% de incremento en algunos puntos de la sesión europea. El comportamiento ha dejado muchas dudas y dificultades en su interpretación. Por un lado, es normal que el precio de la gasolina aumente si las refinerías no pueden producir y además están cerradas. Sin embargo, el precio del crudo también debería aumentar, pero el departamento de energía ya ha dicho que está preparado para atacar cualquier problema de suministro que exista y además se demuestra que la reciente rebaja fuerte de reservas semanales de crudo venía dirigida exclusivamente por el consumo de las refinerías para poder satisfacer la demanda de gasolina. Al cerrar las refinerías, su demanda se tiene que tranquilizar y eso afecta a la demanda de crudo, bajando el precio.

Por otro lado, nadie se fía del comportamiento de los precios en el mercado del crudo en estos momentos porque el desastre todavía no se ha cuantificado, nadie sabe cuánto va a durar, y tampoco nadie sabe cuándo podrán restablecerse las producciones, así que hay mucha operación de corto plazo con miedo a perder el poco beneficio que se haya podido generar, por lo que el mercado tiene mucha cara de póquer en estos momentos.

Siguiendo con el huracán, el Dow Jones se ha visto afectado por fuertes descensos en las aseguradoras, ya que todavía no hay estimaciones de daños a cubrir.

Una de las pocas alegrías que hemos tenido ha sido el inicial comportamiento de las tecnológicas, sobre todo de los FAANG pues ha aparecido la noticia de que el 12 de septiembre hay un evento de Apple en donde se espera que aparezca el famoso iPhone 10º aniversario junto con otros productos, así que todos estos valores han tirado del resto al alza, incluido del Dow Jones.

Para acabar con el huracán, hay mucho miedo a que el destrozo que ha dejado en Estados Unidos sea equiparable al lamentablemente famoso huracán Katrina, ya que consiguió eliminar el crecimiento del país a la mitad en esa fecha. Si pasase algo parecido, evidentemente la Reserva Federal tendría un poquito más de freno a la hora de subir los tipos de interés, lo que también se ha reflejado de refilón en el sector bancario.

Se espera una apertura con un intento alcista apoyado en ver que el dólar pierde fuerza tras la Reserva Federal el viernes no decir nada acerca de la política económica. Aún así, muy pendientes de las consecuencias del huracán Harvey y el miedo a una repetición del Karina.

Comenzamos una semana que tiene principalmente dos líneas. Una de ellas comienza muy baja, pero irá ganando altura e importancia según nos vayamos acercando al final de la semana. La otra línea, comienza muy fuerte, muy alta, pero esperamos que vaya reduciendo su altura, y su importancia, según nos vayamos adentrando en la semana.

La línea que comienza muy fuerte es un evento paralelo al mercado que no es otro que el huracán Harvey. Ha hecho destrozos muy importantes, inundaciones impresionantes y además ha cerrado el 15% de la capacidad de refinado de Estados Unidos, lo que está haciendo que el precio del futuro de la gasolina haya llegado a colocarse por encima del 4% de incremento. A estas horas, el huracán ya se ha transformado en tormenta tropical pero se mantiene la expectativa de lluvias fuertes e inundaciones muy importantes, por lo que en estos momentos todavía no se puede hacer una valoración de los daños.

Como todavía es muy pronto, el sector petrolífero y el de las aseguradoras, todavía no están sintiendo en sus carnes miedos importantes.

El problema de este tipo de fenómenos es el precedente que tuvimos en 2005 con el huracán Katrina, ya que cuando se produjo dicho desastre, el crecimiento económico de Estados Unidos se redujo más de la mitad. Por lo tanto, hay mucha expectativa por si empiezan ha aparecer cifras de daños exageradas que supongan un golpe duro para la economía.

La otra línea, la que poco a poco irá creciendo en interés e intensidad, es la referida a los datos macroeconómicos. Hoy hemos conocido un par de cifras preliminares, los inventarios mayoristas que pasan del 0,7% de mejora a sólo el 0,4% pero es el doble de lo esperado. Además la balanza de comercio de bienes mantiene el déficit y ha aumentado más de lo esperado.

Lo importante es que en la segunda mitad de la semana tendremos el aperitivo que siempre va delante de las cifras de creación de empleo que conoceremos el viernes, y además también tendremos la lectura del producto interior bruto, por lo que vamos a dejar agosto y comenzar septiembre con mucho potencial de movimiento.

Punto a tener en cuenta es lo que ha hecho daño a Europa esta mañana, ver que el evento en Wyoming no ha dejado nada comestible a los operadores por parte de la Reserva Federal y del Banco Central Europeo, lo que ha hecho que el euro haya ganado fuerza otra vez, dañando a los activos del viejo continente. Pin embargo, más debilidad del dólar es apoyo para Estados Unidos y gracias a que los futuros en el nocturno han pasado a positivo, Europa se ha alejado de los mínimos del día.

En el aspecto técnico, seguimos en momentos muy tensos porque si se fijan en el gráfico adjunto, la media de 50 sesiones sigue siendo clave en la mayoría de los índices importantes. El Dow Jones de transportes se mantiene debajo de la media de 200 sesiones y el Dow Jones de industriales acabó lejos de máximos de la sesión del viernes confirmando el canal bajista.

indicesws.gif

Se espera una apertura en Europa negativa por el movimiento bajista del USD que da nueva fortaleza al EUR y daña a las exportadoras tras no decir nada sobre política monetaria si Yellen ni Draghi en Jackson Hole.

Comenzamos la recta final del mes de agosto con una semana que puede empezar algo floja pero que irá ganando en intensidad según nos vayamos acercando al viernes.

Primero de todo, hoy hay que ser consciente de que es festivo en Reino Unido, y dado que la mayoría del volumen en Europa viene de este país, podemos estar escasos de actividad.

Wall Street quedó de la siguiente manera:

Nombre Precio Variación %
Dow Jones Industrial Average 21813,67 0,14
Dow Jones Transportation Average 9133,75 1,25
S&P 500 2443,05 0,17
NYSE COMPOSITE (DJ) 11812,03 0,32
Russell 2000 1377,45 0,26
NASDAQ 100 5822,53 -0,2
NASDAQ Composite 6265,64 -0,09
CBOE Volatility Index 11,28 -7,77

 

Los sectores del SP 500

Nombre Precio Variación %
Real Estate Select Sector SPDR Fund (The) 32,8 0,49
The Industrial Select Sector SPDR Fund 67,5 0,48
Energy Select Sector SPDR (ETF) 63 0,45
Consumer Staples Select Sect. SPDR (ETF) 54,67 0,33
Utilities SPDR (ETF) 55,14 0,33
Materials Select Sector SPDR 54,43 0,31
Financial Select Sector SPDR Fund 24,81 0,28
Consumer Discretionary SPDR (ETF) 88,63 0,25
Health Care SPDR (ETF) 78,95 0,03
Technology Select Sector SPDR Fund 57,7 -0,02

 

Las primeras referencias que tenemos en el día de hoy son los discursos que se hicieron el viernes en Wyoming por parte de la Reserva Federal y del BCE.

Ninguno de los dos dijo nada importante acerca de la política monetaria, siguiendo sus propias impresiones de que todo lo que digan a este respecto tiene una reacción exagerada por parte de los participantes del mercado. Ni la Reserva Federal ni el BCE dijeron nada sobre el asunto, algo que está generando más debilidad en el dólar.

Por lo tanto, si tenemos debilidad en el dólar, tenemos más fortalecen el euro, lo que es negativo para las exportadoras europeas, uno de los puntos principales de daño en estos momentos en la apertura.

Con respecto al BCE, la única referencia destacable que se hizo fue precisamente advertir sobre el peligro del proteccionismo, y se hizo en el país del presidente que es abanderado de este movimiento, así que hay que tener valor. Además también hubo referencias acerca de que hay que tener paciencia con los resultados de la política monetaria laxa.

También las materias primas pueden estar hoy muy movidas, no sólo por los efectos que pueda tener la debilidad del dólar, sino por ese huracán Harvey que ha impactado en Houston, creando unos efectos destructivos sin precedentes, con unas inundaciones increíbles y generando pérdidas personales. El daño principal, en términos industriales, se lo está llevando el sector del crudo, especialmente las refinerías que se han visto obligadas a cerrar algunas de ellas para evitar daños. Esto está haciendo que el precio de la gasolina se esté disparando más del 3%, así que hay que tener en cuenta la reacción del sector durante todo el día.

En China hemos tenido un movimiento alcista superior al 1% al subir la guía del precio del yuan al caer el dólar.

Por otro lado, la intensidad de la semana se irá incrementando con mayor importancia de los datos macroeconómicos día a día, culminando el viernes con el dato de creación de empleo.

En cuanto a datos en Europa, muy poca cosa:

10h00: confianza empresarial y del consumidor de Italia del mes de agosto.

10h00:  crecimiento de los préstamos en la zona euro y la M3.

12h00: ventas minoristas de Italia del mes de julio.

Sesión bajista en Europa con un resurgir del euro al tener algunos datos macroeconómicos de Alemania buenos y un discurso de Janet Yellen que no ha hablado nada sobre la política monetaria y el mercado lo ha tomado como bajista para el dólar.

Tal como se esperaba, la sesión verdadera del día de hoy ha comenzado a las cuatro de la tarde, hora española, justo cuando hemos conocido el discurso preparado de la presidenta de la Reserva Federal en el encuentro de banqueros centrales de Wyoming.

La verdad es que es lo que nos esperábamos, que no dijese absolutamente nada de política monetaria y ha hecho un extendido y espléndido resumen de todos los pasos que ha seguido el mundo financiero desde la crisis económica. Recomendamos encarecidamente su lectura traducida al castellano que pueden encontrar en este enlace:

https://www.serenitymarkets.com/index.php/secciones/intrad%C3%ADa/148-intrad%C3%ADa/destacado-en-intrad%C3%ADa/4450-discurso-de-janet-yellen-en-jackson-hole-en-castellano.html 

Los pocos participantes del mercado que esperaban algo, se han quedado completamente decepcionados pero donde hemos tenido el verdadero movimiento ha sido en el mercado de divisas, donde el dólar se ha visto todavía más perjudicado, y el eurodólar ha saltado al alza rompiendo la tendencia de las últimas sesiones buscando los máximos del año, lo que ha metido presión a las exportadoras europeas sacándolos de los máximos del día.

El otro punto interesante es que Donald Trump le ha tomado la medida al mercado y cada vez que se acerca un momento peligroso, vuelven otra vez a verter declaraciones acerca del progreso que se está haciendo en la reforma fiscal, esta vez en una entrevista en el Financial Times por parte del máximo representante del Consejo económico nacional en la Casa Blanca. Con esto, Wall Street abrió ligeramente al alza pero no ha sido suficiente pues el discurso comentado en Wyoming tomó el mando a partir de las cuatro de la tarde, hora española.

En cuanto a datos macroeconómicos, el euro se ve favorecido porque hemos tenido un producto interior bruto de Alemania positivo y además el clima económico calculado por el Instituto IFO que tiene un descenso muy ligero, casi no apreciable, y además esos comentarios dicen que el mercado se ha acostumbrado a la política de Donald Trump, por lo que se asusta menos. En conjunto, se ve mayor potencial de crecimiento a la economía alemana, algo que ya vimos en el último informe mensual del Bundesbank.

Por parte norteamericana, hemos conocido los pedidos de bienes duraderos en donde la cifra general ha tenido un desplome superior a lo esperado pero si quitamos los transportes tenemos una mejora superior a la esperada, lo que ha propiciado nuevas revisiones de las estimaciones de producto interior bruto para el tercer trimestre. La cuestión es que han sido dispares, porque unas lo han aumentado y otros lo han descendido. Veremos quién gana.

De toda la vida hemos comenzado la sesión en Estados Unidos a las 15:30, hora española, pero esta vez comenzará a las 16h00, hora española, debido a que en ese momento es donde hará su discurso la presidenta de la Reserva Federal en el simposio de bancos centrales que tiene lugar en Wyoming.

Todo el mundo está muy atento a ver si dice algo con respecto a los dos puntos importantes que tiene todo el mundo en mente: qué va a pasar con la subida de tipos de interés de aquí a finales de año, y además más claridad a la hora de reducir su hoja de balance.

Tanto la Reserva Federal como el BCE están muy al tanto de que el mercado reacciona con exageración a todo lo que dicen, por lo que la mayoría de operadores apuesta por un texto más o menos neutral y lejos de todo tema que pueda ser susceptible de tener movimiento en el mercado, dejando la “chicha” para septiembre.

Por otro lado, Donald Trump no se resigna a estar en la parte de atrás de la actualidad y si el lunes y el martes pasado fueron buenos días para el mercado porque no dijo nada, parece que ahora quiere volver a recuperar el protagonismo pero de manera positiva. La tibieza de sus mensajes sobre los altercados extremistas en Estados Unidos le dio un buen batacazo de realidad provocando el cierre de los consejos empresariales muy cercanos a la Casa Blanca porque nadie quiere estar cerca de alguien que sea tibio con ese tipo de altercados ya que los empresarios que formaban esos consejos están todos directamente vinculados al consumidor, por lo que nadie se quiere jugar un boicot de los clientes por estar demasiado cerca de esa tibieza.

Hoy, ha aparecido una entrevista en el Financial Times del máximo representante del Consejo económico nacional en la Casa Blanca y ha desvelado que el miércoles que viene Donald Trump hará el primero de una serie de discursos para convencer a la opinión pública de la necesidad de una reforma fiscal. Ya veremos si esos discursos son más ideológicos que realistas, pues recuerden que el mercado poco a poco está perdiendo la esperanza de ver dichas reformas, sobre todo cuando el propio Trump ha amenazado con dejar que se cierre el gobierno al vetar un presupuesto que no lleve incluido el coste de un muro con México. Este tipo de juegos no son favorables para la economía y el choque de trenes que puede aparecer en la negociación de dicho presupuesto, puede alejar todavía más la aprobación de esa reforma fiscal.

En datos macroeconómicos, muy poca cosa, porque el único que tenemos en el día de hoy lo hemos conocido antes de la apertura y son los pedidos de bienes duraderos donde la cifra general ha caído mucho más de lo esperado, rozando el -7%, aunque si quitamos los transportes tenemos un incremento del 0,5%, por lo que el saldo total es más o menos negativo, ligeramente, digamos.

Tras el dato anterior, los futuros sobre fondos federales descuentan al 44% una subida de tipos en diciembre, es decir, no ven una más de lo que queda de año.

En el aspecto técnico, la situación sigue siendo bajista en el corto plazo en donde ya podemos casi dibujar canales bajistas en los índices más importantes de Estados Unidos. A destacar la presión bajista que está ejerciendo el Dow Jones de transportes pues es el primero que está creando un nuevo mínimo del mes y además lleva ya unas cuantos sesiones por debajo de la media de 200. Recuerden que el rebote de esta semana nos lo produjo el Dow Jones de industriales al dejar una vela alcista justo en la media de 50 sesiones, pues es el único que se mantiene por encima.

indicesws.gif

Se espera una apertura plana en Europa mientras esperamos los platos fuertes del día: Yellen hablará a las cuatro de la tarde, hora española, y Draghi a las nueve de la noche.

La sesión ayer en Estados Unidos fue negativa, muy volátil, con unos datos macroeconómicos que nos dieron una de cal y otra de arena.

Índices Wall Street:

Nombre Precio Variación %
Dow Jones Industrial Average 2 Minute 21783,4 -0,13
Dow Jones Transportation Average 9021,12 -0,72
S&P 500 2438,97 -0,21
NYSE COMPOSITE (DJ) 11773,8 -0,1
Russell 2000 1373,88 0,3
NASDAQ 100 5834,44 -0,3
NASDAQ Composite 6271,33 -0,11
CBOE Volatility Index 12,23 -0,16

 

Sectores del SP 500:

Nombre Precio Variación %
Health Care SPDR (ETF) 78,93 0,29
Energy Select Sector SPDR (ETF) 62,72 0,06
Financial Select Sector SPDR Fund 24,74 0
Utilities SPDR (ETF) 54,96 -0,07
Technology Select Sector SPDR Fund 57,71 -0,09
Materials Select Sector SPDR 54,26 -0,18
Real Estate Select Sector SPDR Fund (The) 32,64 -0,18
Consumer Discretionary SPDR (ETF) 88,41 -0,21
The Industrial Select Sector SPDR Fund 67,18 -0,31
Consumer Staples Select Sect. SPDR (ETF) 54,49 -1,38

 

Las cifras de peticiones de paros semanales no subieron tanto como se esperaba, pero las ventas de viviendas de segunda mano decepcionaron otra vez, por lo que nos quedamos neutrales en estos términos.

La sesión tuvo uno de los menores volúmenes de negociación de todo el año porque ya estamos metidos en ese evento de bancos centrales en Wyoming.

Los puntos de interés para el mercado son la presiento de la Reserva Federal y el presidente del BCE. Ella hablará a las 16 horas hora española y el a las 21, así que tenemos mucho movimiento en la segunda parte de la sesión.

La cuestión es que los dos son conscientes de que el mercado les está mirando con lupa y que cualquier cosa que digan fuera de tono va a mover mercado y puede cambiar las condiciones de financiación (cambiar las rentabilidades en el mercado secundario), así que todo el mundo apuesta por unas intervenciones más bien neutrales y dejar todo lo importante para el mes que viene, ya dentro del curso normal.

El punto interesante de la política, o peligroso para el mercado, sigue incrementando su potencia. La combinación de que a principios de octubre Estados Unidos se va a quedar sin dinero por el techo de gasto, junto con la amenaza de Donald Trump de vetar cualquier presupuesto que no lleve incluido el dinero necesario para crear el muro con México, crea una bomba de relojería muy importante porque alguien tiene que ceder y las propuestas de Donald Trump son realmente complicadas porque tendrían impacto económico en el medio plazo, así que la tensión subyacente es máxima.

En los datos macroeconómicos en Europa en el día de hoy:

Alemania:

- Lectura final del producto interior bruto de Alemania del segundo trimestre se confirma el crecimiento del 0,6% pero desciende ligeramente desde el 0,7% anterior.

En la interanual se confirma crecimiento del 2,1% y es un pequeño paso adelante desde el 2% anterior.

- Índice de Precios de importación de Alemania del mes de julio desciende -0,4% en el mes, mucho peor de lo esperado que era incrementarse en el 0,1% y mantiene el signo negativo del -1,1% del mes anterior.

Esto no es positivo para la inflación.

En la interanual des aceleramos desde un 2,5% hasta sólo 1,9%, por debajo del 2,4% esperado.

Francia:

- Confianza del consumidor del mes de agosto baja lo esperado, pasando de 104 a 103.

09h00: precios de producción industrial de España.

10h00: clima empresarial de Alemania del mes de agosto por el Instituto IFO.

 

Europa cierra de una manera un poco dispar, con subidas moderadas en algunos índices pero otros quedan prácticamente planos. No hay en general demasiado movimiento y seguimos a la espera de lo que puedan decirnos tanto el BCE como la Reserva Federal en Jackson Hole mañana.

Sesión de poco significado en Europa porque los futuros sobre los índices principales en el viejo continente han quedado dentro del rango de las dos últimas sesiones, lo que enfatiza la espera al evento de bancos centrales que comienza hoy en Jackson Hole.

Vean a días la situación en donde los tres que seguimos se mantiene por debajo de la media de 50 sesiones y el índice alemán se ha quedado a la espera de acontecimientos para poder superar la directriz bajista desde los máximos del año.

indiceseu.gif

Con respecto a Estados Unidos, a la finalización de la sesión europea tampoco teníamos buenas noticias y existe preocupación por el comportamiento del Dow Jones de transportes porque se mantiene por debajo de la media de 200 sesiones y además está atacando los mínimos del mes, lo que puede dar extensión a una divergencia bastante fuerte con respecto al Dow Jones de Industriales.

La mayoría de los sectores en Europa han acabado en positivo teniendo como uno de los mejores al de recursos básicos que sigue beneficiándose de la intención de China de reducir su capacidad en el sector metalúrgico, lo que puede traer fuerte demanda en el precio plazo y además una nueva subida del precio del cobre.

Nombre Precio Variación %
STXE 600 UTILITIES PR.EUR 302,73 0,73
STXE 600 BASIC RES.PR.EUR 424,3 0,66
STXE 600 INSURANCE PR.EUR 280,34 0,61
STXE 600 HEALTH C.PR.EUR 729,94 0,59
STXE 600 BANKS PR.EUR 181,43 0,52
STXE 600 AUT+PRT PR.EUR 542,34 0,49
STXE 600 FIN.SER.PR EUR 463,3 0,36
STXE 600 CONSTR.+M.PR.EUR 445,77 0,28
STXE 600 MEDIA PR.EUR 261,79 0,26
STXE 600 TELECOM.PR.EUR 288 0,24
STXE 600 TR.+LS.GRE.EUR 215,12 0,06
STXE 600 CHEMICALS PR.EUR 886,36 0,02
STXE 600 IND. G+S PR.EUR 500,09 -0,06
STXE 600 FOOD+BEV.PR.EUR 655,98 -0,07
STXE 600 OIL+GAS PR.EUR 284,34 -0,18
STXE 600 TECH PR EUR 414,46 -0,49

 

Algunos resultados empresariales en Estados Unidos nos intentaron dar algo de movimiento positivo pero han sido los datos macroeconómicos los que han puesto el punto negativo a la sesión que no nos ha permitido avanzar un poco más. El paro semanal sigue muy lejos de la cota psicológica de los 300.000, algo que sigue siendo positivo para el mercado, pero una nueva decepción en el sector inmobiliario fue lo que nos ha cortado el buen ambiente. Recuerden que hubo malas previsiones por parte de algunos constructores en Estados Unidos y además la venta de viviendas nuevas decepcionó, situación que ha seguido hoy con la venta de viviendas de segunda mano que ha vuelto a decepcionar, poniendo un techo a la sesión.

El apartado político sigue pidiendo paso aparte de lo que podamos ver entre hoy y mañana en el evento de bancos centrales, con el BCE y la Reserva Federal representando los platos fuertes el día de mañana. La cuestión es que vuelven a aparecer otra vez preocupaciones por el techo de gasto en Estados Unidos.

Ya saben que esa cosa del techo de gasto en una administración queda muy bonito para decirle a todos los ciudadanos que van a ser muy buenos gestores y además no va a derrochar su dinero, pero la realidad es que nunca se cumple, llegamos a una fecha límite y al final hay que hacer un acuerdo entre todos los partidos para poderlo subir otra vez. Ya se está calculando que a comienzos de octubre Estados Unidos no tendrá dinero para poder pagar sus cuentas, y ya empieza a haber comentarios en un tono muy apocalíptico de lo que puede pasar si no se llega a un acuerdo. Parece ser que los demócratas están dispuestos a llegar a uno, como no puede ser de otra manera, y además algunos movimientos alcistas de las rentabilidades en Estados Unidos ha sido achacados a este problema.

Hace bien poco ya les comentamos en un artículo que los próximos dos meses iban a ser muy movidos, y éste es uno de los argumentos para seguir apostando por ello. No se espera nada bueno de lo que tengan que decir los bancos centrales esta semana y lo más probable es que dejen todos los sustos para el mes de septiembre. Además recuerden que a finales del mes que viene tendremos las elecciones en Alemania y la posibilidad de que después de ellas aparezca la intención de Alemania de hacer que los países en problemas puedan acceder al dinero del mecanismo de estabilidad para inversiones en infraestructuras y de esa manera intentar impedir un movimiento de ataque por parte de algunos países para meter presión, como por ejemplo los comentarios de Berlusconi de crear una moneda paralela al euro en el país.

No podemos olvidarnos de Donald Trump y lo mirado que es cada comentario suyo, junto con las informaciones que aparecieron hace bien poco diciendo que Corea del Norte tendría tecnología para dotar de más alcance a sus misiles balísticos. Además, Estados Unidos está modernizando su sistema balístico de misiles, por lo que hay en el fondo una cierta escalada que hace que la geopolítica no nos deje tranquilos.

Se espera una apertura alcista en Estados Unidos por unos datos de paro semanal y algunos resultados en las minoristas, aunque al igual que Europa, seguimos a la espera del acontecimiento principal de la semana en Jackson Hole.

Hoy empieza oficialmente el simposio anual realizado por la Reserva Federal de Kansas City en donde aparecerán banqueros centrales de mucha importancia, lo que hace que los operadores estén muy pendientes de cualquier cosa que digan, no sólo en los discursos, sino en los aledaños del evento.

La cuestión es que vamos a quedarnos con las ganas de platos fuertes en el día de hoy porque se da a las dos de la mañana, hora española, el calendario de quién hablará y cuándo, aunque se sabe que el BCE y la Reserva Federal lo harán mañana.

Europa se ha comportado como un corcho en el agua dejándose llevar por algunos factores como la presentación de los datos finales de producto interior bruto tanto de España como de Reino Unido, lo que ha sido agradecido por algunos sectores.

Estados Unidos puede comportarse de una manera similar.

Primero, hemos conocido el dato de paro semanal que sube menos de lo esperado pero que se mantiene todavía muy por debajo de la cota psicológica de los 300.000, por lo que sigue siendo un factor que no influye negativamente.

Recuerden que el dato de ventas de viviendas nuevas quedo mucho peor de lo esperado y 30 minutos después de la apertura tendremos el mismo dato pero de las viviendas de segunda mano, así que todo el mundo estará muy atento por el efecto que pueda tener en el sector inmobiliario que ya quedó tocado por esas malas previsiones de la constructora Toll Brothers.

Los resultados empresariales del día de hoy siguen centrados en las minoristas y hoy podemos tener mucho movimiento porque algunos de ellos están siendo francamente aplaudidos por el mercado con subidas superiores al 5%:

- Sears presentó resultados con unas pérdidas de -2,34 $, frenándose un poco desde las pérdidas de -3,7 $ del año pasado, y las cifras son mejores de lo esperado.

Con respecto a las ventas, en centros con más de un año ha descendido nada menos que -11,5% en su segundo trimestre fiscal del año, también es cierto que tiene menos productos a la venta… Pero lo que más duele es que encima ha cerrado cerca de 180 tiendas de baja rentabilidad.

En general las ventas bajan hasta los 4370 millones de dólares, un descenso cercano al 23% pero también son mejores de lo esperado.

- Tiffany presenta resultados con unos beneficios de 0,92 $, subiendo desde los 0,84 $ del año pasado. Las cifras son mejores de lo esperado.

Las ventas mejoran desde los 931,6 millones de dólares del año pasado hasta los 959, 7 millones. Bastante mejor de lo esperado que era un ligero descenso. Las ventas en centros con más de un año tuvieron una bajada de -2%.

Con respecto a las expectativas, en todo 2017 espera que las ventas totales mejoren por debajo del 5% y los beneficios también lo hagan pero por debajo del 10%.

- Staples presentó resultados de su segundo trimestre con unos beneficios de 0,08 $, dándole la vuelta a las pérdidas de -1,18 $ del año pasado. Ajustados fueron beneficios de 0,12 $, justo lo esperado.

Las ventas alcanzaron los 3910 millones de dólares, bajando desde los 4030 del año pasado, pero por encima de lo esperado. Las ventas en centros con más de un año bajan -1,1%, mucho mejor de lo esperado que era superar el 5% de caída.

- Dollar Tree presenta resultados con unos beneficios de 0,98 $, subiendo desde los 0,72 $ del año pasado, mejores de lo esperado que eran 0,87 $.

Las ventas alcanzan los 5280 millones de dólares, un incremento superior a 5,5%, mejor de lo esperado.

Para las expectativas, el tercer trimestre los beneficios por acción estarían en una horquilla entre 0,83 $ y 0,9 $. Para las ventas, nos movemos entre 5200 millones y 5290. Más o menos lo esperado. Para todo el año,, también en lo esperado.

En el aspecto técnico, en los índices más importantes de Estados Unidos, la atención sigue estando en la media de 50 sesiones que ha vuelto a ser tomada como resistencia por el Nasdaq compuesto y por el SP 500. Mal comportamiento del Dow Jones de transportes porque se mantiene por debajo de la media de 200 sesiones y lleva una fuerte divergencia con respecto al de industriales que asusta.

indicesws.gif