Lunes, 19 Noviembre 2018

Apertura en Wall Street. Más pérdidas por la reforma fiscal pero esperando el acuerdo presupuestario de este fin de semana

Se espera una apertura alcista en Estados Unidos pero con el Dow Jones tocado por la reacción negativa de los inversores sobre los resultados de IBM y American Express.

Comenzamos la última sesión de esta semana un poco más corta de lo normal por la festividad del lunes en Estados Unidos, pero que no pierde ni un ápice de emoción, porque en el fin de semana tenemos un evento importante.

Dicho evento no es otra cosa que una votación para ver si se alcanza de una vez un acuerdo de financiación de corto plazo para evitar que el gobierno de Estados Unidos tenga que cerrar por falta de presupuesto. Esta amenaza cada 2 por 3 aparece en Estados Unidos y al final los políticos hacen su trabajo, pero esta vez hay algo diferente, ya que las declaraciones incendiarias de Donald Trump en los medios sociales están haciendo difícil que se pueda alcanzar un acuerdo.

La cuestión es que los demócratas están intentando que en dicho presupuesto haya ayudas a los inmigrantes, lo que choca de frente con las explosivas declaraciones de Donald Trump en su contra, así que los republicanos no lo ven y esa es precisamente la cuestión difícil de superar de todo el asunto, ya que si Donald Trump no hubiese dicho lo que dijo, todo sería un poquito más fácil.

Todo el punto anterior es una de las excusas que se está utilizando para poder justificar la continuada debilidad del dólar y que se ha incrementado según nos hemos acercado al fin de semana, pero no debemos olvidar que la Reserva Federal sigue el camino trazado con las subidas de tipos de interés, y los bancos centrales de Japón y el área euro son los que están cambiando poco a poco el paso, así que la posibilidad de ver fortalezas de esas dos monedas, exporta debilidad al billete verde. Además, en el día de ayer dos de los tres datos macro que conocimos fueron negativos.

Hablando de datos macro, 30 minutos después de la apertura tendremos la lectura preliminar de la confianza del consumidor de la Universidad de Michigan, que necesitamos que siga muy alta.

La temporada de resultados sigue su curso y hoy volvemos a tener nombres muy importantes y que son un lastre para el Dow Jones de industriales. En concreto American Express e IBM. Los dos han presentado cifras y con impacto negativo de la reforma fiscal, lo que no les está sentando nada bien. Hay que explicar que los impactos negativos que estamos viendo en algunas empresas vienen porque todavía están repartiendo en varios años las pérdidas que tuvieron con la crisis, así que al bajar los impuestos, esa diferencia genera estos problemas. Evidentemente, algunos se ven beneficiados y otros perjudicados en función de cómo se comportaron durante la crisis.

Veamos los que nos afectan hoy:

- American Express presentó ayer tras el cierre unos resultados con unas pérdidas de -1,41 dólares, cuando el año pasado tuvo unos beneficios de 0,88 $. Ajustados los beneficios son de 1,58 dólares, por encima de los 1,54 dólares esperados. Hay que tener en cuenta que son las primeras pérdidas trimestrales desde nada menos que 1992.

Con respecto a las ventas, suben el 10% hasta los 8840 millones, por encima de lo esperado. El impacto de la reforma fiscal se traduce en una carga que ronda los -2.600 millones de dólares, pero se han apresurado a decir que en el largo plazo es beneficioso para la compañía… aunque lo que no va a gustar a los inversores es saber que para poder recuperarse de este golpe, cancela la recompra de acciones en la primera mitad del año.

Las provisiones para pérdidas suben el 33% con respecto al año anterior, lo que habla de un aumento de los préstamos concedidos.

Los costes totales descienden el 1% pero porque se han gastado menos en publicidad.

Con respecto a las previsiones, en 2018 espera unos beneficios por acción que se muevan en una horquilla que va desde los 6,9 dólares hasta los 7,3 $, más o menos lo esperado.

IBM es uno de los valores que más está mirando porque el cambio de dirección está siendo muy esperado y además bien valorado por algunos analistas, lo que han dado algo más de cuerda a que se sostenga por encima de la media de 200 sesiones.

Esta mejor apreciación por parte de inversores y de analistas debe ser corroborado por los resultados empresariales, aunque parece que vamos a tener que esperar un poco más porque la reforma fiscal también ha tenido impacto negativo con una carga nada menos que de -5.500 millones de dólares.

Total, los resultados que ha presentado son unas pérdidas de -1,14 dólares, cuando el año anterior tuvo unos beneficios de 4,72 $. Ajustados son beneficios de 5,18 $, justo encima de los 5,17 $ esperados.

Las ventas aumentan desde los 21.770 millones de dólares hasta los 22.540, consiguiendo por fin tener un incremento que le ha costado nada menos que 22 trimestres seguidos. Las ventas están mucho mejor que los 22.050 millones de dólares esperados.

Una mala noticia es que el área donde se encuentran las plataformas en la nube han tenido unas ventas que han descendido -1,2%, aunque es una rebaja menor a lo esperado.

De momento en el fuera de horas está descendiendo más del -3% y si se fijan en el gráfico adjunto en la zona de los 170 $ tenemos la resistencia que está bien marcada por aquel hueco bajista que tuvimos en el mes de julio.

- Suntrust Banks presentó resultados de 1,48 dólares. Ajustados son beneficios de 1,09 dólares, por encima de los 1,05 dólares esperados.

Otro banco que se beneficia de la reforma fiscal con un impacto de +172 millones de dólares.

Las ventas alcanzan los 2270 millones de dólares, un incremento del 5%. Los intereses netos también aumentan hasta los 1470 millones.

Valores particulares tenemos:

Nike es el más importante porque tiene una mejora de recomendación a sobre ponderar desde neutral por Wedbush porque tiene confianza en un aumento de los márgenes y crecimiento dentro del mercado interior norteamericano.

Alphabet llega a un acuerdo de patentes con una tecnológica China que les permite aumentar presencia en ese país.

En el apartado técnico, fíjense en el gráfico adjunto en donde las fuertes ventas que tuvieron lugar hace tres sesiones siguen condicionando el aspecto técnico, ya que solo el Dow Jones de industriales consiguió colocarse por encima, así que las envolventes bajistas y cubiertas de nube oscura que dejamos en muchos de ellos, siguen reinando mientras no consigamos superar esos máximos. Por lo tanto, mucha atención a lo que pueda pasar con el cierre del gobierno este fin de semana.

iws.gif

Luis Javier Diez.