Miércoles, 19 Septiembre 2018

Apertura Wall Street. Dato de empleo que apoya más subidas de tipos

Se espera una apertura en Wall Street bajista tras un dato de creación de empleo del mes de agosto que ha quedado mejor de lo esperado y encima con una variación interanual de la media salarial semanal que mejora por encima de lo esperado hasta el 2,9%, lo que asegura presión sobre la inflación y entre todo garantiza que la Reserva Federal tiene apoyo para subir los tipos de interés.

De hecho, Rosengren ha dicho en una entrevista que hay que seguir subiendo los tipos de interés hasta que se note que están limitando el crecimiento. Recordemos que Bullard dice exactamente lo contrario, que hay que tomarse una pausa y esperar a que hablen los datos macro, ya que ir a buscar una inversión de la curva de tipos o extrema planicie de la misma no es una buena idea.

Aquí tienen los datos de empleo al completo.

Creación de empleo no agrícola +201.000 cuando se esperaba +191.000. Se revisa a la baja el dato del mes pasado de +157.000 a +147.000, y el de anterior fuertemente a la baja de +248.000 a +208.000

 Por lo tanto al ver las revisiones el dato en titulares no es tan bueno como se esperaba, más bien al revés menos creación de empleo de lo esperado en los últimos 3 meses, aunque no por mucho, esta línea la dejamos en neutral. 

Creación de empleo privado +204.000 cuando se esperaba +190.000, pero también con revisiones a la baja claras en meses anteriores. 

El paro 3,9% cuando se esperaba 3,8%. 

Ingresos por hora de los trabajadores suben 0,4% cuando se esperaba +0,2%. Con lo que la interanual se va al 2,9%. Esta es la partida más importante de la publicación. Los ingresos de los trabajadores son vitales de cara a la inflación y esta cifra claramente por encima de lo esperado, sube las posibilidades de que se suban tipos. 

Así que dato desigual, creación de empleo contando revisiones y paro peor de lo esperado, pero en dirección contraria ingresos de trabajadores netamente por encima de lo esperado, por ello dato malo para bolsas y bonos y bueno para el dólar. 

Por otro lado, seguimos muy pendientes de la evolución de los acontecimientos en el sector tecnológico, ya que el miedo a una mayor regulación está afectando a la mayoría de ellos, en especial al conjunto de las redes sociales. Por lo tanto, veremos si extendemos las pérdidas o se busca algún tipo de rebote.

Los FAANG+ van a tener movimiento por parte de Tesla, porque cada vez hay más dudas de la capacidad del dueño para poder liderar todo el proyecto, además, se está desplomando más del -5% en preapertura tras haber que la máxima cabeza contable de la compañía ha dimitido. Por lo tanto, hay un muy mal ambiente en la cúpula directiva de la empresa y eso puede seguir haciendo dudar sobre su capacidad supervivencia.

No nos podemos olvidar de la guerra comercial, ya que no hay noticias de las negociaciones de Estados Unidos con Canadá y además aparecen informaciones acerca de que se estaría desvaneciendo la posibilidad de un acuerdo con China. Por si fuera poco, aparecen informaciones acerca de que Donald Trump habría reconocido que su próxima víctima en cuanto a los ataques comerciales es Japón, por lo que ya casi no quedan frentes con los que abrir guerra.

El apartado técnico, nos vamos a fijar el gráfico de semanas en donde tenemos que el Dow Jones de transportes no poder superar la zona de máximos anuales y el Nasdaq preocupa muchísimo porque podría dejar una especie de envolvente bajista en los nuevos máximos históricos. A destacar las muestras de interés vendedor que han aparecido en el Dow Jones de industriales, transportes y también en el NYSE, con este último estando muy lejos de los máximos anuales en donde dejamos unas claves ambulantes bajistas.

iws.gif