Jueves, 13 Diciembre 2018

Apertura Wall Street. Los datos macro enfatizan la guerra comercial

Serenitymarkets.com Se espera una apertura bajista en Estados Unidos tras retomar las operaciones normales por la pausa del día de ayer por el luto del expresidente George Bush padre. Volvemos otra vez a la acción y la guerra comercial vuelve otra vez a ponerse encima de la mesa tanto por datos macroeconómicos como por actitudes políticas.

Por un lado, recuerden que Donald Trump dijo que el estaba cómodo poniendo aranceles a todo el mundo y que si no se llegaba a un acuerdo con China, pues que tampoco pasaba nada. Sobre esta base de hostilidad, hoy hemos conocido que el déficit comercial de Estados Unidos es el más alto casi 10 años, algo que es positivo porque significa que hay cierta demanda interna de artículos, pero por otro lado es la excusa perfecta para que el presidente norteamericano siga pensando en aranceles y forzar la situación para conseguir acuerdos comerciales más beneficiosos para su país.


source: tradingeconomics.com

Lo que nos ha sentado fatal a los operadores es esa noticia acerca de que Estados Unidos pidió la detención del jefe de operaciones financieras de la china  Huawei, que Canadá ha detenido la persona en cuestión y que China ha protestado airadamente, por lo que es una especie de torpedo a la línea de flotación de esa tregua que tanto nos gustó el lunes pasado en cuanto acuerdos comerciales se refiere.

Otro punto dañino que hemos conocido en el día de hoy es esa dificultad que está teniendo la OPEP para poder acordar una rebaja de la producción, ya que Arabia Saudita necesita que Rusia se implique para poder crear un recorte lo suficientemente potente como para poder controlar al crudo. Estas dudas están haciendo que el crudo vuelve otra vez a las andadas, tenga descensos, y es que es normal que los operadores tengan miedo a este tipo de situaciones precisamente por el fuerte incremento de producción que está teniendo Estados Unidos con respecto a lo que había en 2016.

Si ponemos todo lo anterior en conjunto, el sector de energía puede estar dañado, al sector financiero también, también el sector de materiales, el industrial etcétera, vamos, que el problema es general.

Rematando la situación de los datos macroeconómicos, hoy el día va ser bastante movido porque todo lo que no conocimos ayer lo vamos a conocer hoy. De momento el paro semanal sigue en cotas altas, no llega a atacar la zona psicológica de los 300.000, pero sí está en máximos de cinco meses, por lo que hay algo que está empezando a chirriar de fondo y todo el mundo mira al daño que está teniendo el mercado inmobiliario por los altos tipos de las hipotecas.

El ADP queda por encima de 150.000 pero lejos de lo esperado y por debajo de los 200.000.

La productividad mejora más del 2%, hay una ligera desaceleración con respecto a la lectura del período pasado, y un repunte de los costes laborales, pero que en conjunto no ofrece algo tangible de daño salvo el índice general de la productividad que sí se nota que tiene dificultades para mejorar en 2018.

Esto no termina aquí, ya que 15 minutos después de la apertura tendremos la lectura final del índice de directores de compra del mes de noviembre. 30 minutos después de la apertura tendremos el ISM de servicios del mes de noviembre. También los pedidos a fábrica.

Como podemos ver, antes de la apertura donde se supone que pueda haber un hueco bajista, hasta más allá de las cuatro de la tarde, hora española, podemos tener mucha volatilidad.

A tener también en cuenta la evolución de la curva de tipos, mucho cuidado con el futuro sobre deuda a 30 años que sigue marcando cambio de tendencia en gráficos de semanas.

En valores concretos tenemos:

En el sector tecnológico tenemos buenas y malas noticias. Por un lado, hay recomendaciones de compra sobre Twitter y Alphabet, pero por otro hay bajada de recomendación a mantener desde comprar sobre Facebook. Esta diferencia de opiniones y recomendaciones dentro del sector tecnológico muestra los diferentes ojos con los que se mira el desplome de las tecnológicas reciente.

Hewlett Packard presentó resultados ajustados con un beneficio de 0,40 y cinco dólares, por encima de lo esperado, también las ventas fueron mejores de lo esperado.

MasterCard tiene buenas noticias para los inversores porque sube su dividendo trimestral hasta los 0,33 $ desde los 0,25 $ anteriores. Además, programa de recompras de acciones propias por valor de 6500 millones de dólares.

Y hablando de recompras de acciones propias, Northrop Grumman también tiene programa de recompras de acciones por valor de 3000 millones de dólares.

En el plano técnico, teniendo en cuenta el fuerte movimiento bajista de la última sesión, se enfatiza todavía más el peligro que tiene el cruce bajista de las medias y que sólo falta el Dow Jones de industriales y el SP 500 por realizar.

iws.gif