Domingo, 18 Noviembre 2018

Apertura en Europa. Apertura en flash

Se espera apertura algo bajista en Europa. 

1- El mercado sigue bastante dominado por la tensión en Corea, aunque con bastantes cambios respecto a ayer. 

El primero es que al final los más afectados por este enredo, que eran los americanos, no salieron de su sopor ni de su letargo. Es decir la bolsa europea se encontró con que se tomó a la tremenda la tensión geopolítica, cuando los afectados no hicieron más que un caso relativo y temporal. 

En segundo lugar, tal y como evolucionan los acontecimientos, el mercado no parece que realmente descuenta acciones militares reales para nada. Y menos tras dar esta noche Corea del Norte un calendario de como piensan atacar la Isla de Guam. Es un poco de sainete, porque han dicho cuantos misiles lanzarán y además que caerán a bastantes kilómetros de la isla. Vamos que los operadores están interpretando esto como otro numerito de Corea del Norte, de los muchos que lleva desde hace años, y no le dan tanta importancia como ayer. Por lo que salvo que pasen nuevos hechos, de momento, esto no es un factor clave. 

2- La temporada de resultados va más atrasada en Europa, y hoy hay bastantes resultados que descontar. Iremos comentando como vamos reaccionando a los mismos. 

3- La mayoría de analistas están comentando que hay que encuadrar la reacción visceral de ayer por lo de Corea, como un amago de tomas de beneficios en muchos mercados, que están muy sobrecomprados y donde cualquier excusa vale. Y más en agosto, donde hay poco volumen y todo se magnifica. Hay que recordar que el día anterior el dólar se disparaba al alza por un dato macro, que les confieso ahora mismo solo había mirado personalmente un par de veces en todo mi vida, y estoy en mercado desde 1985. Con eso se lo digo todo. Y sin embargo movió mercado. Posiblemente en septiembre con el volumen normal no habría movido nada. De momento todo esto de Corea hay que enmarcarla en una tónica de mercado parecida. 

4- El petróleo está moderadamente alcista tras el favorable dato de inventarios que tuvo ayer en EEUU, donde se vio una bajada mayor de lo esperado. 

5- Siguen sin verse las manos fuertes ni en EEUU ni en Europa. Tampoco se las espera de momento.