LogoHorizontalSerenitySamll a9d0f d2baf

INTEFI logo mini 1 911e6 a303e

Apertura Wall Street. El producto interior bruto de menos de lo esperado

Serenitymarkets.com Se espera una apertura con un cierto toque bajista en un momento en donde los operadores van a tener que digerir y ponderar las piezas en el tablero que tenemos en estos momentos. Por un lado, malos datos de China que siguen mostrando que su economía sigue frenándose, también las tensiones entre India y Pakistán, las nuevas tensiones entre Estados Unidos y Corea del Norte, y todo esto sumado a un dato de producto interior bruto del último trimestre de Estados Unidos que se frena menos de lo esperado.

La cuestión está complicada porque hay una mezcla bastante importante de factores. Desde el punto de vista geoestratégico el resultado es negativo porque India y Pakistán siguen en tensión y además hay una rotura de negociaciones entre Estados Unidos y Corea del Norte sobre su desnuclearización que nadie esperaba.

Con respecto a la guerra comercial, recordemos los comentarios del representante de comercio norteamericano en donde dijo que esto no era un problema que se arreglase con una sola reunión, que esto era un proceso y que todavía había muchas cosas que discutir, cosa que sentó muy mal al mercado. Por otro lado, hoy los índices de directores de compra de China muestran que el sector de manufacturas sigue teniendo problemas y profundiza en la contracción. Esto por un lado sigue hablando del daño que está haciendo la guerra comercial, pero el punto positivo es que sigue presionando para que se alcance un acuerdo entre ambas partes.

Por parte norteamericana, tenemos un pequeño repunte de las peticiones de desempleo semanales pero todavía siguen en niveles bajísimos y eso sigue apoyando a la economía y a la Reserva Federal. Por otro lado, hemos conocido la lectura final del producto interno bruto del último trimestre del año pasado en donde se nota una desaceleración con respecto al trimestre anterior, pero es menor de lo esperado. No hay sorpresas, gasto del consumidor también frena un poco pero sigue a un muy buen ritmo, así que habla bien de la resistencia de la economía norteamericana ante los efectos de la guerra comercial. Sin embargo, hay algunos datos económicos que hemos conocido en lo que llevamos 2019 que sugieren que el producto interior bruto del primer trimestre podía presentar una mayor desaceleración. En resumidas cuentas, hay resistencia, da margen de maniobra a Donald Trump para seguir presionando a China, pero todo apunta a que el freno ya se nota y urge un acuerdo comercial de algún tipo, por lo menos mostrar algún tipo de avance.

Ahora le toca los operadores hacer un sumatorio de todo esto para llegar a una conclusión, teniendo en cuenta que el producto interior bruto ha sido afectado por el cierre parcial de la administración y es susceptible de sufrir rectificaciones en los próximos meses, por lo que el dato tiene bastante incertidumbre.

La otra cara de la moneda, con respecto a la mayor fortaleza de la economía norteamericana de lo esperado, es que da un apunte muy bueno a la Reserva Federal para seguir esperando subidas de tipos de interés en lo que va de año. Es más, la Reserva Federal va a tener un papel muy importante porque en próximas semanas va a aparecer un plan acerca de lo que quieren hacer con la cartera de todos los activos que han ido comprando en los programas cuantitativos, así que muchos ya están intentando ver una conjunción de factores que puede impulsar a máximos a los mercados. Se trataría de lo que ya hemos venido comentando, la desaparición de la guerra comercial que haría que las previsiones de las empresas mejorasen de forma automática, pero por otro lado necesitaríamos el apoyo de la Reserva Federal en forma de mucha contención a la hora de subir los tipos de interés, pero también algún tipo de retoque en el programa de la venta de activos, ya que frenarla hablaría de un sostenimiento e incluso posible bajada de tipos de interés de forma encubierta, así que la coincidencia de ambas cosas podría dejar una ventana muy importante de mejora en los mercados. Esto es algo que está encima de la mesa y que hay que ir comprobando y vigilando día a día.

Los datos macroeconómicos no terminan aquí porque 15 minutos después de la apertura tendremos el índice de directores de compra del área de Chicago, por lo que podemos tener algo de volatilidad en ese momento.

La temporada de resultados sigue su curso y el hemos conocido:

- HP presentó ayer tras el cierre unos resultados con unos beneficios de 0,51 $. Ajustados son 0,52 $, justo lo esperado e incluso ligeramente peor de lo esperado en las estimaciones más optimistas.

Las ventas pasan de 14.510 millones de dólares a 14.710, por debajo de lo esperado. Uno de los puntos que más está preocupando es que ha tenido un descenso del -3% en las ventas en suministros y parece ser que la compra de estos vía online no favorece los intereses de la compañía.

- JC Penney presenta resultados con unos beneficios por acción de 0,24 $, bajando desde los 0,77 $ del año pasado. Ajustados son solo beneficios de 0,18 $, por encima de los 0,11 $ esperados pero con muchísima diferencia con respecto a los del año pasado que fueron 0,51 $.

Las ventas descienden desde 4140 millones de dólares hasta los 3790, mejor de lo esperado. Las ventas en centros con más de un año caen el -4%.

Con respecto a las perspectivas, en 2019 quiere cerrar otras 18 tiendas y espera que este año el flujo de caja sea positivo.

De momento el mercado se está tomando muy bien la reacción y se dispara más del 17%.

En el apartado técnico, mucha tensión con los retrocesos que hemos vivido desde la zona de máximos anuales pero ayer cerramos lejos de los mínimos de la sesión, por lo que el mínimo de ayer es un soporte de corto plazo que no se debe perder para intentar sostener la tendencia que llevamos, a la espera de más catalizadores como los que hemos comentado que permitan aumentar las perspectivas de las cotizaciones.

iws.gif