LogoHorizontalSerenitySamll a9d0f d2baf

INTEFI logo mini 1 911e6 a303e

Apertura en Wall Street. Las ventas minoristas intentan poner una tregua en el pesimismo

Serenitymarkets.com Se espera una apertura bajista en Estados Unidos como consecuencia al pesimismo general que reina en el mercado y que siempre está focalizado en el mismo sitio: datos macroeconómicos que siguen avisando de malas perspectivas en la economía. Hoy los de China han vuelto subrayar la mala perspectiva pero las ventas minoristas de EEUU intentan compensar la situación.

En concreto, la producción industrial de China en la interanual ha quedado peor de lo esperado y la tendencia general de este indicador sigue siendo bajista, igual que las ventas minoristas y otros indicadores chinos. Si a esto le sumamos las perspectivas de un conflicto largo en el plano comercial con Estados Unidos, la situación no va a mejor. Se necesita que el gobierno chino de pasos al frente para sostener la economía, cosa que ya está haciendo, el problema es que de la ayuda al resultado de la misma, hay que tener paciencia, y el mercado no la tiene. La ausencia de paciencia se nota perfectamente en que tenemos nuevos máximos anuales en múltiples activos que representan la seguridad, desde el oro, pasando por el ataque a máximos en el futuro de las notas a 10 años en Estados Unidos y además el futuro de los bonos a 10 años en Alemania.

Entre el pesimismo económico, una pequeña luz ha aparecido en Estados Unidos en forma de crecimiento superior a lo esperado de las ventas minoristas. La cifra general, la evolución mensual, se queda a una 10ª de lo esperado, pero si eliminamos los transportes es bastante mejor de lo esperado, por lo que hay cierto aire fresco en forma de consumo interno, que es lo que verdaderamente prima en la economía norteamericana. Sin embargo, a nadie se le olvida el mal dato de creación de empleo del mes de junio que conocimos hace bien poco, por lo que el fondo sigue presentando arenas movedizas.


source: tradingeconomics.com

También, punto positivo para la economía en forma de repunte de la producción industrial. Vean este pequeño rayo de esperanza en el alejamiento de la zona de mínimos de la bajada desde los máximos recientes más relevantes.


source: tradingeconomics.com

Y hablando de arenas movedizas, sigue la tensión en el golfo de Omán porque Estados Unidos ha presentado un vídeo en donde se acusa directamente a Irán del ataque a los petroleros en el día de ayer. De hecho, Donald Trump en una entrevista, ha dicho que los ataques fueron perpetrados por Irán. La respuesta de Irán no se ha hecho esperar y dice que eso es una conclusión interesada y además muy peligrosa. Recordemos que todos los organismos internacionales han llamado a la calma porque si esas aguas presentan inestabilidad, se cortaría el suministro internacional más potente de crudo hacia occidente.

Teniendo ya en cuenta que uno de los factores bajistas en el día de hoy no sólo es esa tensión en el golfo de Omán, sino también los malos datos que vienen desde China, hay que rematar diciendo que Broadcom es uno de los grandes daños en el día de hoy en el sector tecnológico, en concreto los semiconductores, que también está afectando a Europa, al decir que hay un desplome en la perspectiva de la demanda precisamente por las tensiones de la guerra comercial. Por lo tanto, los semiconductores en Estados Unidos va estar dañados y el Nasdaq es uno de los más perjudicados en el fuera de horas.

La atención a los datos macroeconómicos no termina aquí, recuerden que hemos tenido unas buenas ventas minoristas, pero ahora falta lo contrario, es decir, hemos tenido un dato duro y ahora falta el dato blando, correspondiente a la confianza del consumidor de la Universidad de Michigan que conoceremos 30 minutos después de la apertura, junto con los inventarios empresariales, aunque estarán bastante eclipsados por el resto de datos.

Recuerden que se está terminando la semana, en la semana que viene tenemos reunión de la Reserva Federal junto con el vencimiento trimestral de derivados, por lo que es normal que estemos en cierto punto de espera de acontecimientos, lo que hace que estemos por debajo de los máximos del mes mientras no haya razones importantes para obviar el evento de la semana que viene.

iws.gif