Sábado, 18 Agosto 2018

Apertura en Wall Street. Los resultados de IBM aprietan más los 23.000 puntos en el Dow Jones de industriales

Se espera una apertura alcista en Wall Street mirando los resultados de IBM y los 23.000 puntos del DJI.

Comenzamos una sesión en Estados Unidos en donde otra vez los protagonistas son los resultados empresariales y los datos macroeconómicos, con alguna pincelada en forma de declaraciones de la OPEP y también de miembros destacados de la Reserva Federal.

Vamos primero con lo más contundente. Los resultados empresariales de IBM que está teniendo un fuerte repunte superior al 4% en preapertura por las cifras dadas en el día de ayer mejor de lo esperado, pero que tienen truco, un truco que les está funcionando durante muchísimo tiempo:

Ayer tras el cierre presentó resultados con unos beneficios de 2,92 $, bajando desde los 2,98 $ del año pasado. Ajustados son 3,3 $ y mejores que los 2,84 $ esperados.

Las ventas pasan de 19.230 millones de dólares hasta los 19.150, y mucho ojo porque tiene ya una ingente cantidad de trimestres con descenso en las ventas, en concreto más de 20. Sin embargo, las ventas son mejores de lo esperado.

Hay una reiteración de las perspectivas de beneficio para todo el año en los 11,95 $.

Pero detrás de todo esto hay un punto importante, y es que ha pagado muy pocos impuestos, cerca del 11% en tasa efectiva, lo que le hace tener un menor coste de funcionamiento.

Con esto, se supone que el Dow Jones tiene un apoyo suficiente como para intentar otra vez sostenerse por encima de la cota de los 23.000 puntos, algo que está haciendo correr ríos de tinta por si colocarnos otra vez por encima aumenta las probabilidades de tener un descenso realmente importante forma de corrección porque cada día le cuesta más tener un avance de 1000 puntos.

Hablando de correcciones, el punto negro que todo el mundo señala como peligro de la situación es que con la tendencia alcista tan larga que estamos teniendo desde la recuperación de la crisis, ya no está tan de moda la gestión activa sino que se está haciendo de forma pasiva, lo que lleva muchísimo dinero a los ETF. La cuestión es que la potencia de estos fondos se está utilizando mal por parte de los inversores porque al tener una ventana de ventas tan inmediata, lo que en determinados momentos del mercado sería una corrección tranquila y sana, se puede ver multiplicada por las ventas de los ETF, por lo que se está vigilando muchísimo todo el mercado ya que puede ser el detonante de una corrección muy superior a lo normal.

La otra parte negativa llega por los datos macroeconómicos. Si hace bien poco conocimos que se había incrementado el nivel de la confianza de los constructores en el mes de octubre, las cifras de septiembre de permisos de construcción y de construcción de viviendas han decepcionado pues quedan muy por debajo de lo esperado. Los gráficos hablan por sí solos y el más preocupante es el de construcción de viviendas, pues poco a poco tiene muchos problemas para seguir la tendencia alcista y un descenso sería claramente negativo en coincidencia con más subidas de tipos de interés por parte de la Reserva Federal.


source: tradingeconomics.com

Tocando ya a la Reserva Federal, Kaplan dice que está preocupado por la aproximación que tiene la Casa Blanca a una reforma fiscal que reduzca de forma considerable los impuestos, lo que directamente reducirá los ingresos y aumentará el déficit público. Esto puede ser un problema para el crecimiento de largo plazo, así que se une a otras voces republicanas en donde no quieren ver una reducción de los impuestos a las empresas al 15% tal como prometió en la campaña electoral.

Manteniendo el foco la Reserva Federal, ya teníamos casi claro que uno de los candidatos más importantes a sustituir a la actual presidenta de la Reserva Federal podría no tener la misma visión de la inflación que ella, lo que abría la puerta a una ralentización de la cadencia de las subidas de tipos de interés, cuando aparecen informaciones acerca de que Donald Trump ha entrevistado a un candidato de la Reserva Federal que podría estar preocupado por la inflación mucho más de lo que está ya, por lo que podríamos hablar de subidas de tipos de interés más importantes o más rápidas, así que estamos en un cierto desconcierto que obliga a tener cautela hasta que llegue el mes de febrero de 2018.

Pasando a otras declaraciones, en concreto desde dentro de la OPEP, dicen que los firmantes del acuerdo de la reducción de producción podrían posponer la decisión sobre la extensión hasta comienzos de 18 si el mercado se comporta bien justo cuando tenga lugar la reunión, a finales del mes de noviembre, pero al mismo tiempo parece que ya se están convenciendo de que van a tener una extensión de nueve meses, ya que hemos visto que después de los huracanes, la producción en Estados Unidos se ha vuelto incrementar otra vez y eso que no están 100% recuperados.

Sin salirnos del crudo, una hora después de la apertura tendremos los inventarios semanales, en donde se espera que sigamos con el descenso de las reservas de crudo y aumento de las de gasolina, manteniendo la tendencia de recuperación de la capacidad efímera tras los huracanes.

En valores concretos tenemos:

Microsoft y Apple pueden tener movimiento porque la primera ha presentado nuevos productos, y uno de ellos directamente apuntando a competir contra el MacBook Pro de Apple.

Tesla también puede tener problemas porque le sale competencia, Volvo ya ha presentado en sociedad su primer modelo eléctrico de alto rendimiento.

Siendo con la tecnología, JP Morgan Chase ha comprado una compañía especializada en tecnología de pago, otra más a competir con gigantes como el Apple Pay y Pay pal.

En el apartado técnico, el Dow Jones de industriales es el que más potencia esta teniendo porque primero fueron los resultados de United Health y hoy van a ser los de IBM los que intenten colocarnos por encima de los 23.000 puntos. Por otro lado, el SP 500 no puede seguirle el ritmo, el Dow Jones de transportes no supera los 10.000 puntos y el NYSE esta atascado desde hace tres días.

iws.gif

Luis Javier Diez.