Jueves, 13 Diciembre 2018

Apertura en Estados Unidos. Resultados empresariales clave para más apoyos

Se espera una apertura alcista en Estados Unidos gracias a resultados empresariales punteros en el Dow Jones de industriales que le están haciendo subir en el nocturno más de 120 puntos.

Ya saben que el viento sigue yendo a favor del mercado con aquel paso adelante de la semana pasada al aprobarse un borrador de presupuesto Federal que allana el camino para la aprobación de la reforma fiscal.

Hoy tenemos otro punto de apoyo en los resultados empresariales, con nombres muy punteros y que dan de lleno al Dow Jones de industriales, en especial los de McDonald’s, 3M y Carterpillar. Son los culpables de que el futuro sobre el índice este subiendo más de 130 puntos.

Pero esto no queda aquí, fíjense en todos los importantes que tenemos nada más comenzar la sesión

- Whirlpool presentó ayer tras el cierre unos beneficios por acción de 3,72 $, subiendo desde los 3,1 $ del año pasado. Son más bajos de lo esperado que eran 3,94 $ y los beneficios ajustados son 3,83 $, subiendo desde los 3,66 $ del año pasado.

Las ventas aumentan en 200 millones hasta los 5400 millones de dólares, por debajo de lo esperado.

Con respecto a las previsiones, para todo el año los beneficios rondarán los 11,1 $ hasta los 11,4 $. Ajustados rondan la horquilla desde 13,6 $ hasta los 13,9 $, por debajo de lo esperado.

Mucho cuidado porque en el fuera de horas está cayendo -8%.

- Eli Lilly presenta resultados de beneficios por acción del tercer trimestre de 0,53 $, bajando fuertemente desde los 0,73 $ del año pasado. Ajustados son 1,03 $, por encima de lo esperado que eran 1,05 dólares.

Las ventas se colocan los 5660 millones de dólares, un incremento de por los pelos el 10%.

- United Technologies presenta unos resultados con unos beneficios por acción del tercer trimestre de 1,67 dólares, bajando desde los 1,78 $ del año pasado. Ajustados son 1,73 $, por encima de los 1,69 $ esperados.

Con respecto a las ventas, suben desde los 14.350 millones de dólares hasta los 15.060, bastante por encima de lo esperado que era no superar los 15.000.

Con las cifras anteriores, la perspectiva de beneficios por acción para 2017 aumenta su orquídea alcanzando los 6,58 $ hasta 6,63 $, un descenso de 0,02 $ en la parte alta pero aumento considerable de 0,08 $ en la parte inferior.

También aumenta la perspectiva para las ventas hasta una horquilla entre 59.000 millones y los 59.500, subiendo 500 millones la parte inferior.

- Biogen Idec presenta resultados por acción de 5,79 $, subiendo fuertemente desde los 4,71 $ del año pasado. Ajustados son 6,31 $, muy por encima de los 5,68 $ esperados.

Las ventas pasan de 2960 millones de dólares hasta los 3080, mejor de lo esperado.

- MMM presenta resultados con unos beneficios por acción de 2,33 $, subiendo desde los 2,15 $ del año pasado, mejor de lo esperado que eran 2,19 $.

Las ventas mejoran desde los 7710 millones de dólares hasta los 8170, mejor de lo esperado que era no superar los 8000.

Sube la perspectiva de beneficios por acción para 2017 a una horquilla entre 9 dólares a 9,1 $, cerrando el margen anterior que va desde los 8,8 $ hasta los 9,05 $.

- Caterpillar presenta unos resultados con unos beneficios ajustados de 1,95 dólares, muy por encima de los 1,22 $ esperados.

Las ventas pasan de 9200 millones de dólares hasta los 11.400, por encima de lo esperado.

Con las cifras anteriores, sube la perspectiva de ventas para todo el año hasta los 44.000 millones, lo que hace que en la franja interior de la horquilla, situada en los 42.000 millones, se coloque justo en la zona alta.

La mala noticia es que los costes de reestructuración suban 100 millones de dólares hasta los 1300 millones.

- Lockheed Martin presenta resultados con unos beneficios de 3,24 $, bajando fortísimamente desde los 7,93 $ del año pasado. Ajustados son 3,24 $, peor de lo esperado que eran 3,25 $.

Las ventas mejoran desde los 11.551 millones de dólares hasta los 12.169, más de 500 millones por debajo de lo esperado.

Con las cifras anteriores retoca las perspectivas y ahora cree que para todo el año las ventas globales se moverán entre los 50.000 millones de dólares y los 51.200, lo que representa una mejora de la horquilla anterior que iba desde los 49.800 hasta los 51.000.

Con respecto a los beneficios por acción, la horquilla se mueve desde los 12,3 $ a los 12,6 $, hasta 12,85 $ a 13,15 $, mejora tanto la parte alta como la parte baja.

- General Motors presenta resultados con unas pérdidas de -2,03 $. Ajustados son beneficios de 1,32 dólares, por encima de los 1,09 $ esperados.

Las ventas en el tercer trimestre descienden de forma potente pues de 38.890 millones de dólares pasamos a 33.620, aunque son cerca de 1500 millones de dólares mejores de lo esperado.

- McDonald’s presenta unos resultados de unos beneficios de 2,32 $, subiendo desde los 1,5 $ del año pasado. Ajustados son 1,76 dólares, muy ligeramente por encima de lo esperado que eran 1,74 dólares.

Las ventas caen hasta los 5755 millones de dólares desde los 6424, más o menos en la órbita de lo esperado. En centros con más de un año a nivel global las ventas mejoran el 6%

El apartado macroeconómico entrará en acción 15 minutos después de la apertura con la lectura preliminar del mes de octubre del índice de directores de compra tanto de servicios, manufacturas y el compuesto. En Europa, no hemos tenido buen día respecto a este punto, ya que sólo ha habido mejora clara en Francia, los compuestos de Alemania y de la zona euro han quedado por debajo de lo esperado.

30 minutos después de la apertura tendremos el índice de manufacturas de la Reserva Federal de Richmond, por lo que podría parecer algo de movimiento a esa hora.

Técnicamente, Estados Unidos está en subida libre y cada vez que se crean nuevos máximos históricos, a todos los participantes les entra cada vez más miedo. Con una tendencia alcista de tan largo plazo como la que llevamos encima, la gestión pasiva está ganando mucho terreno a la gestión activa, por lo menos aparentemente por medio de los ETF. Precisamente, este gran dinero particular que está metido en este producto es uno de los riesgos que más se ven a corto plazo, porque cuando tenemos el dinero en un fondo de inversión, desde que decidimos vender hasta que se realiza la venta, pasa un cierto tiempo, lo que ayuda a controlar los descensos que aparecen en el mercado. Con este producto, al ser mucho más inmediata la venta, lo que parece un movimiento más o menos controlado de mercado, se puede exacerbar por un pánico más aparente de los inversores.

Ayer el apartado técnico nos puso sobre aviso de que de vez en cuando aparecen muestras de falta de catalizadores y sólo hay que mirar la situación en gráficos de días para ver las envolventes bajistas que aparecieron en el NYSE, Nasdaq compuesto y SP 500. En el Dow Jones de industriales se intenta una cubierta de nube oscura que se consigue en el de transportes.

Hoy, con estos fuertes resultados que estamos teniendo hay que estar muy atentos para ver si las figuras acaban deshaciéndose, pero su aparición en máximos, es una muesca más en el revólver de la precaución que debemos tener a mano.

Y la precaución debe estar cada vez más a mano precisamente porque todo el mundo es consciente de que los tipos de interés en todas partes están demasiado bajos, lo que hace que los precios estén demasiado altos para lo que debería ser en una situación como la actual. La progresiva disminución de los programas cuantitativos y la intención de reducir la hoja de balance por parte de los bancos centrales, hace que todo el mundo esté esperando un crecimiento de los tipos de interés en el mercado secundario bastante potente, lo que suele hacer temblar a la renta variable. Ése es el evento que todo el mundo está esperando y al que se le tiene más miedo que a un nublado.

iws.gif

Luis Javier Diez.