LogoHorizontalSerenitySamll a9d0f d2baf

INTEFI logo mini 1 911e6 a303e

Apertura en Europa. Apertura en flash

Se espera apertura moderadamente bajista en Europa, estos son los factores a considerar. 

1- El cierre de ayer en Wall Street no fue demasiado inspirador, con ligeras bajadas. 

General Electric fue un lastre con una bajada final del 4%, y tampoco tuvo el día el sectorial de cuidados de la salud. La tecnología presionó al alza y limitó en todo momento las posibles pérdidas. Hay que recordar que el día era un poco especial, porque era festivo en EEUU por el Columbus Day por lo que el volumen estuvo muy por debajo de lo normal. Hoy vuelven los operadores al trabajo. 

En cualquier caso recordamos el artículo de ayer, sobre el blackout de recompras, dentro del cual estamos y que hace más difícil que se suba con claridad. 

Artículo sobre recompras de ayer

2- Dos focos de tensión aparecen en todas las crónicas internacionales. 

Por un lado Corea del Norte, ya que hoy es una festividad importante para el partido comunista chino que gobierna Corea del Norte para desgracia de sus habitantes, y suelen tener la costumbre de celebrarlo a base de misiles. Muy callado está su presidente desde hace días, y esto hace sospechar a los analistas que podría estar preparando algo. 

No obstante la bolsa de Seúl en Corea del Sur hoy subía 1,7% pero hay que recordar que llevaba ocho días cerrada por uno de esos macro festivos tan típicos en Asia. 

El otro foco de tensión es Cataluña. El mercado espera en tensión lo que tenga que decir Puigdemont y si va a declarar o no la independencia unilateral de Cataluña. 

Mientras sigue la fuga de empresas de la región, y ya las cantidades de impuestos y negocio perdido son enormes por estas salidas y muy dañinas para toda la zona. Económicamente el desequilibrio es muy severo. 

3- El Nikkei que el lunes estuvo cerrado por festivo ha terminado con subidas de más del 0,6%

4- En Alemania excelente dato de exportaciones de agosto que ha quedado muy por encima de lo esperado. 

5- Ayer el euro tuvo un empujón favorecido por declaraciones de miembros del BCE en el sentido de que en 2018 se rebajarán las compras de la QE hasta su desaparición definitiva.