Miércoles, 16 Enero 2019

Por Tom Finn

LONDRES, 15 de enero (Reuters) - El euro cayó el martes cuando los inversores se prepararon para las cifras de crecimiento alemán que podrían indicar que la mayor economía del continente entró en una recesión técnica en el último trimestre de 2018.

La caída inesperada de la producción industrial alemana durante la semana pasada debilitó al euro y puso de relieve la preocupación por una desaceleración y la cautela del Banco Central Europeo en su intento de desanimar a la región de los estímulos.

Los exportadores alemanes se enfrentan a una demanda global más débil y a disputas comerciales impulsadas por las políticas del presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

Los economistas encuestados por Reuters esperan que las cifras del Producto Interno Bruto (PIB) a las 0900 GMT muestren un crecimiento del 1,5 por ciento en 2018. Pero es el desglose del último trimestre del año lo que está en el punto de mira.

"El PIB alemán llamará más la atención de lo habitual esta vez, dada toda la polémica sobre la recesión", dijo el estratega de tipos de interés de Commerzbank, Christoph Rieger.

Los inversores están atentos a la evolución de la libra esterlina, y se espera que la Primera Ministra británica Theresa May pierda una votación en el Parlamento el martes por la tarde sobre su acuerdo con Brexit.

"Los especuladores han estado apostando a que un voto fallido podría llevar a un posible retraso de Brexit del 29 de marzo a julio para permitir nuevas elecciones o un segundo referéndum", dijo Philip Wee, estratega de divisas de la DBS, en una nota.

Otros analistas estiman que la libra recibirá una debacle si May pierde la votación por un amplio margen, ya que podría acercar a Gran Bretaña a una salida caótica de la Unión Europea.

La libra esterlina cotizó sin cambios frente al dólar en 1,2871$ antes de la votación, cerca de un máximo de 2 meses el lunes de 1,2930$.

Durante la jornada del martes, el dólar retrocedió, mientras que el temor por una desaceleración del crecimiento mundial se vio acentuado por las expectativas de una pausa en la subida de los tipos de interés por parte de la Reserva Federal.

Una fuerte contracción en el comercio chino y la preocupación por la pérdida de dinamismo de la economía estadounidense han generado temores de que se produzca una fuerte recesión mundial que probablemente lleve a la Reserva Federal a abstenerse de endurecer la política monetaria este año.

Esto ha hecho que el dólar se haya debilitado frente a sus pares en más de un 1 por ciento desde principios de año.

El índice del dólar del martes se debilitó un 0,1 por ciento hasta 95,48.

Por otro lado, el dólar australiano y el dólar kiwi, ambos considerados como indicadores del apetito de riesgo global, subieron un 0,2 por ciento cada uno, tras recuperarse de los mínimos del lunes.

El sentimiento se vio favorecido por una nueva ronda de compromisos de los responsables políticos chinos de estimular su economía mediante medidas fiscales y monetarias. (Informe adicional de Vatsal Srivastava Edición de Peter Graff) Traducido por www.serenitymarkets.com

 

  • EUR/USD: 1.1365 (1.3BLN), 1.1390-1.1400 (1BLN), 1.1500 (493M), 1.1565 (913M)

  • EUR/CHF: 1.1300 (200M). EUR/GBP: 0.8870 (240M)

  • GBP/USD: 1.2670-80 (609M), 1.2750 (592M), 1.2800 (315M), 1.3000 (1.3BLN)

  • AUD/USD: 0.7200 (404M). NZD/USD: 0.6860 (212M). USD/CAD: 1.3200 (260M)

  • USD/JPY: 108.00 (1.6BLN), 108.50-55 (410M), 108.75-85 (650M), 109.00 (377M)

  • Fuente Reuters

www.serenitymarkets.com

 

El banco ING ha creado una tabla donde se resumen los 6 escenarios posibles ante la votación de hoy en el Parlamento sobre el Brexit. 

En cada escenario indican las probabilidades que tiene de suceder, explican un poco todo y además hacen una previsión de cómo podría moverse la libra tanto contra el dólar como contra el euro. 

Lo más aconsejable es detener la operativa con la libra hasta que pase la votación, podemos tener sustos, y recuerden que la hora peor para los flash crash suele ser sobre las 00h hora española cuando la liquidez de forex es más débil. Los dos flash crash más recientes de la libra y del yen se dieron sobre esa hora. 

Forexlive Image View

 

Por Kate Duguid

NUEVA YORK, 14 de enero (Reuters) - Una contracción en las exportaciones chinas generó temores de una desaceleración en la segunda economía más grande del mundo, lo que provocó un movimiento de aversión al riesgo el lunes que perjudicó al dólar australiano y al dólar neozelandés, indicadores habituales del apetito mundial por el riesgo.

El sentimiento del mercado osciló negativamente después de que los datos mostraran que las exportaciones de China cayeron inesperadamente en diciembre, lo que apuntaba a un mayor debilitamiento de su economía y a un sombrío panorama de crecimiento.

Los datos afectaron al dólar australiano, que bajó un 0,24 por ciento, y al dólar kiwi, que bajó un 0,12 por ciento. China es el mayor socio comercial de Australia y el sentimiento negativo sobre su economía es un mal presagio para el dólar australiano.

"El tema más importante (en el mercado hoy en día) es 'el riesgo'". Los débiles datos chinos beneficiaron al yen japonés", dijo John Doyle, vicepresidente de operaciones y comercio de Tempus, Inc.

El yen japonés, moneda refugio que se beneficia en tiempos de turbulencias geopolíticas, se fortaleció frente al dólar en 0.33 por ciento.

El temor a la ralentización de la economía china también afectó al yuan. Durante la semana pasada, la divisa europea avanzó 1.5 por ciento contra el dólar, su mayor alza semanal desde enero de 2017. El repunte reflejó optimismo en el progreso de las conversaciones comerciales entre Estados Unidos y China, aunque algo incongruente con la reciente desaceleración de la economía china.

Contra el euro, el dólar cayó un 0,02 por ciento, y el índice del dólar se situó en 95,60, un 0,08 por ciento menos.

"Con la Reserva Federal haciendo una pausa en el ciclo de ajuste... no esperamos que las cifras comerciales de China de hoy tengan un impacto negativo a largo plazo en el sentimiento", dijo Chris Turner, jefe de estrategia cambiaria de ING en Londres.

Después de un estelar 2018 en el que el dólar ganó 4.3 por ciento mientras que el Banco Central de los Estados Unidos subió cuatro veces las tasas de interés, los inversores ahora esperan que la Reserva Federal haga una pausa o incluso detenga su política de endurecimiento monetario.

El Presidente Jerome Powell reiteró la semana pasada que la Reserva Federal tiene la capacidad de ser paciente con la política monetaria dado que la inflación se mantiene estable.

A primeras horas del lunes, la libra esterlina avanzó 0.3 por ciento para alcanzar máximos de 7 semanas atrás en los $1.29 al comienzo de lo que se estima que será una semana altamente volátil. Ahora sube un 0,12 por ciento.

La primera ministra Theresa May advirtió el lunes que si no se aprueba el acuerdo de Brexit, Gran Bretaña podría finalmente permanecer en la Unión Europea. Puede que tenga que ganar una votación en el Parlamento el martes para que se apruebe su acuerdo de Brexit o arriesgarse a una salida caótica para Gran Bretaña de la Unión Europea. Sus posibilidades de ganar la votación parecen escasas. (Reportaje de Kate Duguid y Tom Finn; Edición de Andrea Ricci) traducido por www.serenitymarkets.com

 

LONDRES, 14 de enero (Reuters) - El dólar australiano y el dólar kiwi, indicadores del apetito de riesgo mundial, cayeron el lunes por temor a una desaceleración de la economía china impulsada por una contracción de las exportaciones chinas.

El sentimiento del mercado osciló negativamente después de que los datos mostraran que las exportaciones chinas de diciembre habían caído inesperadamente, lo que apuntaba a la debilidad de la segunda economía más grande del mundo y a un sombrío panorama de crecimiento.

Los datos afectaron al dólar australiano y al dólar neozelandés, que cayeron claramente.

China es el mayor socio comercial de Australia y el sentimiento negativo sobre su economía no augura nada bueno para el dólar australiano.

El temor a la ralentización de la economía china también afectó al yuan.

La semana pasada, la divisa subió un 1,5 por ciento frente al dólar, su mayor subida semanal desde enero de 2017, aparentemente incongruente con la reciente ralentización de la economía china.

"El repunte se debe en gran medida al optimismo en torno a las negociaciones comerciales", dijo Ulrich Leuchtmann, director de FX en Commerzbank.

"Pero aunque el impulso sugiere que el repunte parece imparable, la moneda tiene poco terreno para apreciarse más desde la perspectiva de los fundamentos económicos", agregó.

El sentimiento de aversión al riesgo del lunes llevó a los operadores a comprar yenes japoneses.

"Con la Reserva Federal señalando una pausa en el ciclo de ajuste... no esperamos que las cifras comerciales de China de hoy tengan un impacto negativo a largo plazo en el sentimiento", dijo Chris Turner, jefe de estrategia de divisas de ING en Londres.

Después de un 2018 estelar en el que el dólar ganó 4.3 por ciento mientras que el Banco Central de los Estados Unidos subió cuatro veces las tasas de interés, los inversores ahora esperan que la Reserva Federal detenga su política de ajuste monetario.

El Presidente Jerome Powell reiteró la semana pasada que la Reserva Federal tiene la capacidad de ser paciente con la política monetaria dado que la inflación se mantiene estable.

Durante la jornada del lunes el euro se mantuvo sin cambios en los $1.1466. La divisa europea perdió 0.3 por ciento durante la jornada del viernes, luego de que los datos económicos de la Euro Zona mostraran que Italia se encuentra en riesgo de recesión.

Por otro lado, la libra esterlina cayó levemente, alcanzando los $1.2826 al comienzo de lo que se espera sea una semana altamente volátil.

La primera ministra Theresa May debe ganar una votación en el Parlamento el martes para que se apruebe su acuerdo de Brexit o se arriesga a una salida caótica para Gran Bretaña de la Unión Europea. Las cifras no son favorables a May y sus posibilidades de ganar la votación parecen escasas. (Informe adicional de Vatsal Srivastava Edición de Raissa Kasolowsky)

Traducción realizada por www.serenitymarkets.com

 

Tras la amenaza de Trump de que "destrozará" económicamente a Turquía si atacan a los kurdos. Ojo a BBVA cuando salen malas noticias de Turquía

Vean a 60 minutos que se sigue respetando la resistencia de la media de 200 en este plazo. Debemos romper para tener más apoyo en el riesgo, pero la debilidad del dólar, mezclada con malas cifras macro, no es el mejor escenario.

usdjpy.gif