LogoHorizontalSerenitySamll a9d0f d2baf

INTEFI logo mini 1 911e6 a303e

LONDRES, 11 de marzo (Reuters) - La corona noruega se recuperó en general el lunes después de que los fuertes datos de inflación elevaran las expectativas de que el banco central podría aumentar las tasas de interés pronto, mientras que la libra se mantuvo bajo presión antes de una serie de votaciones parlamentarias clave sobre Brexit.

Con los mercados operando en un período de baja volatilidad, los inversores se han apresurado a comprar divisas en las que los bancos centrales siguen subiendo los tipos de interés o los datos económicos han superado las expectativas, lo que indica una mejor perspectiva económica.

Los datos básicos del IPC noruego para febrero fueron del 2,6 por ciento anualizado, por encima de una previsión de Reuters del 2,1 por ciento y muy por encima del objetivo a largo plazo del banco central del 2,0 por ciento.

"Esto hace que la subida de las tasas de marzo del Norges Bank sea un hecho consumado, lo que es positivo para la moneda", dijeron los estrategas de Nordea.

El año pasado, el Norges Bank ajustó la política monetaria por primera vez desde 2011, elevando su tasa de interés al 0,75 por ciento desde un mínimo histórico del 0,5 por ciento. El banco central ha dicho que tiene la intención de subir los tipos cinco veces más para finales de 2021.

El optimismo sobre las perspectivas económicas de Noruega contrastaba con la cautela general sobre la economía europea en general, después de que el Banco Central Europeo recortara sus previsiones de crecimiento para 2019 y pospusiera sus expectativas de una subida de los tipos de interés.

Las apuestas cortas en euros, ya están cerca de un máximo de 2-1/2 años, según los últimos datos de posicionamiento de futuros para la semana .

La divisa europea avanzó 0.2 por ciento para situarse en los $1.1247 luego de caer 1.2 por ciento la semana pasada, su mayor pérdida semanal en más de seis meses.

La libra esterlina se vio sometida a una presión renovada cuando la Primera Ministra británica Theresa May fue advertida por legisladores euroescépticos de que su acuerdo de divorcio sería rechazado por el Parlamento por segunda vez.

La libra registró mínimos de hace tres semanas atrás en la zona de los $1.2945 durante la sesión asiática antes de recuperar la mayor parte de sus pérdidas.

Como reflejo del nerviosismo general del mercado antes de una serie de votaciones clave en el parlamento esta semana, los indicadores de la volatilidad esperada en el mercado de la libra subieron de forma generalizada.

(Reportaje de Saikat Chatterjee; Edición de Toby Chopra)

Traducción realizada por www.serenitymarkets.com

 

Según cálculos de expertos políticos no hay mayoría en el parlamento británico para un segundo referendum

Con la pausa del Dólar Idex, y los problemas del riesgo, la moneda que significa seguridad en este par es el Yen, así que hoy tenemos bajada clara que nos coloca por debajo de la media de 200 sesiones. El RSI ya ha perdido la tendencia alcista, pero ojo, hoy tenemos datos de empleo y eso nos va a mover.

usdjpy.gif

A días vean que el RSI ha rozado la sobrecompra, lo que significa que tras la fuerte subida de ayer, podemos tener un intento de pausa antes del dato de empleo de hoy. Si el Dólar Index se para, esto hace que tenga apoyo el resto de monedas.

di.gif

LONDRES, 8 de marzo (Reuters) - El viernes, el euro y la corona sueca registraron mínimos de varios años atrás, afectados por las señales desalentadoras del Banco Central Europeo, mientras que los operadores se preparaban para un nuevo escenario de volatilidad antes de la publicación de los datos de empleo de los EE.UU. de ese día.

El euro cotiza a un nivel ligeramente superior en la zona de los 1,1209$, tras caer un 1 por ciento el jueves hasta alcanzar los 1,1176$, su nivel más bajo desde junio de 2017. La divisa se dirige a su peor caída semanal - 1,5 por ciento - en más de un año.

Las monedas de los países europeos que no forman parte de la zona euro, como la corona sueca y el forint húngaro, también se han visto muy afectadas por la decisión del BCE de luchar contra el deterioro de la actividad empresarial.

Por otro lado, el dólar alcanzó nuevos máximos en 2019 contra una cesta de divisas que incluye al euro, ya que los operadores apuestan a que a Estados Unidos le irá mejor que a Europa en los próximos meses, a pesar de algunos momentos flojos en la economía de los Estados Unidos.

Hoy en Estados Unidos se publicará a las 13:30 GMT el dato de empleo de febrero, y se estima que el euro continuará bajo presión.

Los economistas encuestados por Reuters esperan ver 180.000 empleos agregados en Estados Unidos el mes pasado, después de dos meses de crecimiento asombroso.

Con el pivote monetario de la Reserva Federal ya descontado, algunos inversores se preguntan si las recientes ganancias del dólar podrían ser más sostenidas.

"Las menores expectativas en cuanto a las tasas de interés en Europa se traducen en una probable subida del dólar estadounidense. Por ahora, los datos del mercado laboral de Estados Unidos deciden hasta dónde llega todo esto", dijo Kit Juckes, estratega de Societe Generale.

El índice del dólar frente a una cesta de seis monedas principales fue un poco más bajo, 97,515.

El dólar cayó medio punto porcentual y se situó en los 111.065 yenes, alcanzando los 111.065 durante la noche, en medio de la aversión al riesgo en los mercados más amplios.

El yen, un refugio seguro, atrae la demanda en tiempos de tensiones políticas y turbulencias en el mercado.

El gran éxito del euro se produjo el jueves cuando el BCE retrasó la fecha de su primera subida de los tipos de interés tras la crisis hasta 2020, recortó sus previsiones económicas y lanzó una nueva ronda de préstamos bancarios baratos.

(Reportado por Tom Finn; Editado por Andrew Cawthorne) traducido por www.serenitymarkets.com