LogoHorizontalSerenitySamll a9d0f d2baf

INTEFI logo mini 1 911e6 a303e

TOKIO, 22 de agosto (Reuters) - El yuan chino cayó el jueves a su nivel más bajo de los últimos 11 años frente al dólar debido a la preocupación por la desaceleración económica, lo que llevó a los bancos estatales chinos a apoyar al yuan en el mercado forward.

La caída del yuan, combinada con la caída de las acciones de Hong Kong debido a la preocupación por las protestas en la ciudad, impulsó al yen contra los principales cruces en las denominadas operaciones de riesgo.

El viernes, el Presidente de la Reserva Federal de los Estados Unidos, Jerome Powell, hablará en Jackson Hole, y el resto de las divisas se mantuvieron en un estrecho margen de fluctuación.

Las expectativas de recortes adicionales en las tasas de interés son altas, y los llamamientos del Presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, a favor de una flexibilización monetaria agresiva, podrían poner a la Reserva Federal en un aprieto.

"Algunos inversores, como los asesores de comercio de materias primas, han vinculado el movimiento a la baja del yuan y las acciones chinas a la venta de yenes cruzados", dijo Yukio Ishizuki, estratega de divisas de Daiwa Securities en Tokio.

"La mayor preocupación es lo que Powell diga mañana. No quiere dar demasiado, pero ya hay una sensación de que Trump está haciendo mucho para decidir la política monetaria".

En la última reunión de la Reserva Federal en julio, el banco central de Estados Unidos redujo las tasas de interés por primera vez en una década a 2,00-2,25%. La Reserva Federal se reúne el 17 y 18 de septiembre.

En el comercio onshore, el yuan cayó a 7,0752 por dólar, su nivel más bajo desde marzo de 2008, antes de recuperarse ligeramente a 7,0732. En el comercio extraterritorial el dólar subió 0.29% a 7.0872 yuanes.

Los principales bancos estatales chinos apoyaron al yuan mediante la realización de canjes de dólares y yuan, dijeron los comerciantes a Reuters.

El Fondo Monetario Internacional advirtió el miércoles a los gobiernos de que no intenten debilitar sus monedas mediante la relajación monetaria o la intervención en el mercado.

Esto podría poner atención no deseada en el yuan después de que el Tesoro de EE.UU. declarara a China como manipulador de divisas en una escalada de la guerra comercial entre EE.UU. y China.

China también está en el centro de atención, ya que una serie de protestas en Hong Kong que reclaman mayores libertades democráticas se han convertido en el mayor desafío para el gobierno chino de la ciudad desde que se recuperó del dominio colonial británico en 1997.

El dólar se mantuvo estable en 106.43 yenes, después de registrar ganancias de 0.36% el miércoles, su mayor valor desde el 13 de agosto.

Contra el franco suizo, el dólar se cotizó en 0,9828, cerca de su máximo en dos semanas de 0,9831.

El dólar australiano cayó 0.32% a $0.6761 y cayó 0.47% a 71.95 yenes.

El dólar neozelandés cayó a 0,6372 dólares, el nivel más bajo desde enero de 2016, y cayó 0,66% a 67,84 yenes.

Las actas de la última reunión de la Reserva Federal publicada el miércoles mostraron que los responsables políticos estaban profundamente divididos sobre si recortar los tipos de interés, pero estaban unidos en el deseo de señalar que no estaban en una senda preestablecida para realizar más recortes.

Los rendimientos del Tesoro a 10 años de referencia ganaron después de las minutas, pero los futuros de tasas de interés están descontando una probabilidad del 100% de un recorte de tasas de la Reserva Federal en su reunión de septiembre, una probabilidad del 75% de un recorte adicional en octubre, y una probabilidad del 48% de otro recorte en diciembre, según muestra la herramienta FedWatch de la CME.

La Reserva Federal y otros bancos centrales están recortando las tasas de interés para contener la desaceleración económica mundial causada por una prolongada guerra comercial entre Estados Unidos y China.

"Los rendimientos apoyan al dólar por ahora, pero esto podría no durar después del discurso de Powell", dijo Junichi Ishikawa, estratega senior de divisas de IG Securities en Tokio.

"Los recortes adicionales en las tarifas tienen un precio muy alto. Si Powell parece un poco agresivo, las acciones podrían venderse, lo que perjudicaría al dólar frente a monedas seguras como el yen".

La libra esterlina cotizó un poco más abajo, a 91,46 peniques por euro, en curso para su segundo día de pérdidas, ya que la incertidumbre sobre el divorcio de Gran Bretaña de la Unión Europea pesaba sobre la libra.

Por su parte contra el dólar, la libra esterlina registró mínimos en los $1.2127.

El presidente francés Emmanuel Macron dijo el miércoles que no habría renegociación de las condiciones para la salida de Gran Bretaña de la UE. El primer ministro británico Boris Johnson se reunirá el jueves con Macron en París.

(Reportado por Stanley White; Editado por Sam Holmes) traducido por www.serenitymarkets.com

 

El IPC de Canadá ha salido muy por encima de lo esperado, +2% interanual cuando se esperaba +1,7%

LONDRES, 21 Ago (Reuters) - El euro luchó por avanzar frente a un dólar resistente el miércoles y se mantuvo cerca de 1,11 dólares, con los mercados de divisas en calma antes de una reunión crucial de los banqueros centrales a finales de esta semana.

En un momento en que los mercados se preparan para una importante relajación de los tipos por parte de los bancos centrales de Estados Unidos y Europa, las perspectivas para el euro y el dólar dependerán en gran medida de si los responsables de la formulación de políticas están a la altura de esas expectativas o no.

Los funcionarios de los principales bancos centrales se reunirán en Jackson Hole, Wyoming, el viernes con los mercados centrados en un discurso programado por el presidente de la Reserva Federal, Jerome Powell.

Sus comentarios son de particular interés después de que la inversión de la curva de rendimiento estadounidense de la semana pasada -considerada ampliamente como una señal de recesión- impulsara las expectativas de que la Reserva Federal bajaría las tasas de interés en su reunión de política monetaria de septiembre. Ante los crecientes riesgos para la economía estadounidense, el banco central recortó las tasas de interés en julio por primera vez desde la crisis financiera.

"En el gran esquema de las cosas, los mercados están relativamente laterales, con el foco en Jackson Hole a finales de esta semana", dijo Manuel Oliveri, un estratega de Credit Agricole.

El euro cayó 0.1% y alcanzó los $1.1092. El dólar, medido frente a una cesta de divisas, subió un 0,1% hasta 98,265.

Oliveri espera que el euro se fortalezca hasta alcanzar los $1.12 en septiembre, a pesar de que el Banco Central Europeo luchará por superar las expectativas de los inversores en cuanto a la reducción de las tasas de interés.

Si se habla de un mayor gasto fiscal en Alemania, y del impacto de la caída de las tasas de interés en el rendimiento de los Estados Unidos, el euro se verá favorecido, agregó.

"El estímulo fiscal es positivo para la moneda", dijo.

El dólar también ha sido apoyado por los rumores de más gastos - el presidente Donald Trump dijo el martes que su administración estaba considerando posibles recortes de impuestos sobre los salarios, así como las ganancias de la venta de activos.

La moneda única no se movió mucho el martes después de que el primer ministro italiano, Giuseppe Conte, anunciara su dimisión, y algunos inversores consideraron que esta medida haría menos probable la celebración de unas elecciones generales rápidas.

Por otra parte, la libra esterlina fue el gran centro de atención cuando el Primer Ministro Boris Johnson se dirige a Berlín para reunirse con la Canciller Angela Merkel para mantener conversaciones sobre Brexit.

La libra saltó el martes después de que Merkel planteara la posibilidad de soluciones prácticas a la llamada barrera de contención -una póliza de seguro para la frontera irlandesa después de Brexit- a la que se opone Londres.

La divisa británica ha caído en las últimas semanas debido a la preocupación por la posibilidad de que Brexit no se negocie el 31 de octubre, por lo que los inversores han acumulado una posición corta enorme, lo que, según los analistas, hace que la divisa sea vulnerable en caso de que surjan rumores positivos de la reunión de Johnson con Merkel.

Por su parte la libra esterlina cayó 0.3% para situarse en los $1.2134 y 0.2% por debajo del euro para situarse en los 91.405 peniques.

El dólar avanzó contra el yen, y alcanzó los 106.55, 0.3%.

Los analistas de MUFG dijeron que el dólar estaba subiendo frente al yen después de que Trump dijo que quería introducir nuevos recortes de impuestos y en los informes de que las negociaciones para acordar un acuerdo comercial entre EE.UU. y Japón estaban progresando.

"Mientras que las negociaciones comerciales continúen, será más difícil para Japón expresar su preocupación por un yen más fuerte, dada la preocupación del presidente Trump por la manipulación de la moneda", escribieron los analistas. (Reportaje adicional de Shinichi Saoshiro en Tokio; Editado por Toby Chopra) traducido por www.serenitymarkets.com

 

LONDRES, 20 Ago (Reuters) - El euro se movió en torno a un mínimo de dos semanas frente al dólar, mientras que la divisa estadounidense se mantuvo fuerte el martes, impulsada por los rendimientos ligeramente más altos del Tesoro, mientras que las incertidumbres políticas en Italia también mantuvieron a la divisa común controlada.

Los rendimientos de la deuda pública a 10 años de referencia de Estados Unidos se han alejado de los mínimos de los últimos tres años, debido, en parte, a la perspectiva de que Alemania abandone su regla de equilibrio presupuestario para impulsar el gasto y a las medidas de apoyo económico de China.

Los rendimientos cayeron la semana pasada para provocar una inversión de la curva de rendimiento a corto y largo plazo, enviando alarmas a los mercados financieros, dado que varias recesiones en el pasado han sido precedidas por inversiones en la curva de rendimiento. La curva de los rendimientos del Tesoro a dos y diez años fue ligeramente más pronunciada el martes.

"El dólar ha subido en todas partes, siguiendo el rebote de los rendimientos. La perspectiva de que Alemania se embarcara en un plan de estímulo fue el punto de inflexión y el dólar ha recobrado impulso desde entonces", dijo Yukio Ishizuki, estratega principal de divisas de Daiwa Securities.

El índice del dólar se mantuvo estable en 98,385 después de subir a un máximo en dos semanas y media de 98,40.

El euro también se mantuvo estable en 1,1078$, pero no muy lejos del mínimo de 1,1066$ que alcanzó el viernes debido a la persistente preocupación por los acontecimientos políticos en Italia.

El Primer Ministro Giuseppe Conte se dirigirá al Parlamento el martes por la tarde (1300 GMT) para defender su trayectoria. Podría presentar su dimisión inmediatamente después o, en su lugar, esperar a una votación formal para dejar claro que está siendo destituido por la extrema derecha de la Liga. Todavía no se ha programado una votación y existe una incertidumbre generalizada sobre cómo terminará la agitación política.

El viceprimer ministro Matteo Salvini desenchufó el Movimiento de la coalición gobernante a principios de este mes, con la esperanza de desencadenar elecciones anticipadas que probablemente lo coronen como primer ministro.

"El posible éxito de la votación de no confianza en Italia hoy podría empujar al euro/dólar hacia e incluso por debajo del nivel psicológico de 1.1000", dijo Chris Turner, jefe de estrategia de Forex en ING.

"Aunque es poco probable que las caídas sean significativas o persistentes", dijo, "porque la repercusión negativa en el euro de los períodos de incertidumbre política en Europa ha sido algo limitada durante el último año".

Por otra parte, un dólar más fuerte empujó al yuan chino a la baja para que alcanzara un mínimo de 7,0770 en seis días frente al dólar, aunque el yuan chino fue el último en cotizar neutral en 7,0708.

La libra cayó un 0,3% tanto frente al dólar como al euro, y se situó en 1,2092$ y 91,55 peniques frente al euro.

El Primer Ministro británico, Boris Johnson, causó un nuevo revuelo escribiendo el lunes al Presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, para proponer que se sustituya el mecanismo de contención irlandés por el compromiso de poner en marcha medidas alternativas antes de que finalice el período de transición posterior a Brexit.

Johnson se reunirá con el presidente francés Emmanuel Macron y la canciller alemana Angela Merkel durante la semana y también tiene previsto reunirse con el primer ministro de Irlanda, Leo Varadkar, en septiembre.

El mercado debería centrarse en el simposio anual de los bancos centrales mundiales que comenzará el viernes en Jackson Hole, Wyoming. (Reportaje de Olga Cotaga; Reportaje adicional de Shinichi Saoshiro en Tokio; Edición de Jon Boyle) traducido por www.serenitymarkets.com