LogoHorizontalSerenitySamll a9d0f d2baf

INTEFI logo mini 1 911e6 a303e

Crónica de forex de hoy

LONDRES, 12 de julio (Reuters) - El dólar cotizó a la baja por tercer día consecutivo el viernes, ya que los datos sobre la inflación en Estados Unidos no lograron sacudir la convicción de que la Reserva Federal comenzará a recortar las tasas de interés en una reunión política a finales de este mes.

Contra el resto de las divisas, el dólar cayó 0.1% para situarse en la zona de los 96.94 y registró su mayor caída semanal en tres semanas.

El principal índice de precios al consumidor de Estados Unidos, excluyendo alimentos y energía, subió un 0,3% en junio, el mayor aumento desde enero de 2018, mostraron los datos del jueves.

La lectura empujó al alza los rendimientos del Tesoro de los Estados Unidos, pero los mercados monetarios todavía indicaron un recorte de los tipos a finales de julio y un total acumulado de 64 puntos básicos en los recortes para finales de 2019.

"Recortar las tasas de interés cuando los datos de inflación se están debilitando tiene sentido, pero señalar una postura dovish cuando la inflación está subiendo es un poco extraño y sugiere que hay presiones políticas que pesan sobre la Reserva Federal", dijo Ulrich Leuchtmann, jefe de investigación de divisas del Commerzbank.

La debilidad del dólar revivió las operaciones de carry trades, en las que los fondos de cobertura piden préstamos en monedas de bajo rendimiento, como el franco suizo y el euro, para comprar monedas de mayor rendimiento, como el dólar australiano o el dólar kiwi.

El viernes, la cotización del dólar australiano y del franco suizo subió un cuarto de punto porcentual. El dólar neozelandés avanzó 0.3% para situarse en los $0.6665.

El euro se vio beneficiado por la caída del mercado de bonos alemanes, y avanzó 0.1% para situarse en los $1.1270.

Los comentarios del presidente de la Reserva Federal de Chicago, Charles Evans, programados para más tarde el viernes, y del presidente de la Reserva Federal de Nueva York, John Williams, para el lunes, brindarán la oportunidad de medir lo dovish que es el banco central, dijo Masafumi Yamamoto, estratega jefe de Forex de Mizuho Securities.

"Si estos funcionarios de la Reserva Federal no son tan dovish como Powell, y si la encuesta de fabricación de la Reserva Federal de Nueva York del lunes resulta ser más fuerte de lo previsto, podrían demostrar que el debilitamiento del dólar en respuesta al testimonio de Powell en el Congreso fue excesivo".

(Reportaje de Saikat Chatterjee, Reportaje adicional de Shinichi Saoshiro en Tokio; edición de Larry King) traducido por www.serenitymarkets.com