LogoHorizontalSerenitySamll a9d0f d2baf

INTEFI logo mini 1 911e6 a303e

Cientos de ciudadanos chinos protestan en Madrid contra BBVA alegando que les han bloqueado sus cuentas por cuestiones relacionadas con blanqueo de dinero y reclaman que ellos no han hecho nada. 

NUEVA YORK, 15 de febrero (Reuters) - El dólar estadounidense subió moderadamente el viernes por la mañana, estabilizándose después tras un informe que mostraba que los datos de los precios de importación se debilitaron por tercer mes consecutivo en enero, el último signo de las débiles presiones inflacionarias.

El índice del dólar, que mide la divisa frente a una cesta de seis rivales, fue 0,2 por ciento más alto, recuperándose después de una semana en la que se publicaron varios informes de datos débiles, incluidas las sombrías ventas al por menor en Estados Unidos. Las principales divisas se mantuvieron dentro de un rango determinado mientras que el mercado aguardaba la evolución de las conversaciones comerciales entre Washington y Pekín.

El Departamento de Trabajo dijo el viernes que los precios de importación disminuyeron un 0,5 por ciento el mes pasado, ya que los costos de los productos petroleros cayeron y un dólar fuerte redujo los precios de los vehículos automotores y los bienes de consumo, lo que llevó a la caída anual más grande en casi dos años y medio.

Luego de subir 1.6 por ciento en lo que va de febrero, el dólar cayó durante la jornada del jueves, cuando las ventas al por menor en los Estados Unidos sugirieron una fuerte desaceleración de la actividad económica a fines de 2018.

" Decir el siguiente movimiento del dólar es bastante difícil ahora mismo. El comienzo del año vio a los inversores pasar a activos de riesgo infravalorados, pero ahora mismo el estado de ánimo está cambiando hacia un estancamiento secular", dijo Chris Turner, jefe de estrategia de divisas de ING.

Los resultados de la reunión del viernes entre el secretario de Hacienda de Estados Unidos, Steve Mnuchin, y el presidente chino, Xi Jinping, también están en el punto de mira de los inversores en divisas.

A principios de la semana, los mercados alentaron la evaluación optimista del presidente estadounidense Donald Trump de las conversaciones, pero la falta de progreso desde entonces ha creado un clima de riesgo que ha provocado la caída del dólar australiano, un indicador del riesgo en China.

Cualquier mala noticia de las discusiones comerciales del viernes podría hacer que el dólar vuelva a subir, dada la demanda de los inversores de activos seguros en tiempos inciertos, dijo Turner.

El euro alcanzó mínimos de tres meses atrás, luego de que Benoit Coeure, miembro de la junta directiva del Banco Central Europeo, afirmara que era posible una nueva ronda de préstamos bancarios plurianuales a bajo interés. Coeure añadió que la reciente desaceleración económica de la zona euro es más pronunciada de lo que se esperaba, lo que sugiere que la trayectoria de la inflación también será más superficial.

La divisa europea registró pérdidas por segunda semana consecutiva y cayó 1.7 por ciento en lo que va del año, mientras que los datos de la Euro Zona superaron las expectativas.

Por otra parte, la libra esterlina se mantuvo prácticamente estable en 1,28 dólares, después de que la Primera Ministra británica Theresa May sufriera el jueves una derrota, en gran medida simbólica, en su estrategia Brexit. (Reportaje de Kate Duguid en York y Tom Finn en Londres; Edición de Jeffrey Benkoe) traducido por www.serenitymarkets.com