LogoHorizontalSerenitySamll a9d0f d2baf

INTEFI logo mini 1 911e6 a303e

Situación de bolsas y mercados. Un método para salir de la bolsa en los momentos previos a las grandes bajadas

Ya hemos comentado muchas veces que si se quiere invertir en bolsa hay que diseñar un cortafuegos para cuando las cosas se ponen feas de verdad.

Es muy bonito todo eso de la gestión pasiva, es decir comprar y esperar eternamente, hasta que llega una situación de mercado como la del 2000 o la del 2008, y se volatiliza más de la mitad de la cartera en poco tiempo. Psicológicamente muy pocos pueden resistirlo, y resulta increíble como muchos grandes inversores nunca activan el cortafuegos y siempre están dentro, hasta que le extreman el dolor, y le echan fuera en el peor momento.

Ya hemos comentado en esta sección numerosos métodos para que sirvan de espoleta.

Por ejemplo algo tan simple como seguir la media de 10 meses en un gráfico mensual. En el S&P 500 es extraordinariamente efectivo. Fuera de bolsa, como ahora desde octubre, cuando cierra un mes por debajo de dicha media, y a vivir tranquilos. Y dentro cuando la supera de nuevo con mayor claridad.

También hemos hablado en otras ocasiones de métodos más sofisticados para ello, como usar un filtro de Ehler o más complejo aún usar las indicaciones de las desviaciones estándar del VIX y del VVIX.

Pues bien en esta línea de pensamiento, que nunca nos cansaremos de recomendar de que tenemos que tener siempre siempre ese cortafuegos para evitar los grandes períodos bajistas, vamos a comentar otro, sencillo de seguir y realmente efectivo que nos manda la web amiga de www.markettiming.es

Que como recordarán ya ha colaborado en numerosas ocasiones en esta sección con muy buenos estudios sobre el comportamiento de las manos fuertes y analizando la correlación de los máximos con los techos de mercado.

Aquí va su artículo, ya que han sido tan amables de permitir su reproducción. Agradecemos mucho, de nuevo, su colaboración.

Una de las cosas que más me preguntan últimamente es cómo encontrar un método que nos avise de que hay que escapar de la Bolsa antes de que se hunda. Veamos uno que funciona bastante bien para los inversores de largo plazo.

Lo primero que cabe decir es que en ningún momento lo que voy a mostrar supone que este servidor haya encontrado la piedra filosofal para las salidas del mercado. Es sólo una posibilidad más que se ajusta bien a la inversión a largo plazo.

Contaba John Murphy que "encontrar el momento de entrar y salir del mercado es fundamental, y mucho más difícil y frustrante que el análisis del mercado" y no seré yo quien le quite la razón.

Suelo decir que el mercado americano es mucho más serio que los europeos en lo que se refiere a datos. Allí están a disposición del público cosas tan básicas como el número de acciones que suben y bajan cada día en el mercado o el saldo semanal de las posiciones de los operadores dominantes en los futuros de casi todo, desde cambios de dólar respecto a otras monedas a oro, petróleo o productos agrarios. Y también son públicos los datos de los bonos corporativos que suben y bajan a diario, de forma que se puede hacer un análisis de las correlaciones más interesantes.

No hay más que ir a la fuente de información, la Finra, y "recolectar" los datos de amplitud de los bonos desde 2005. ¿Algo destacable? Pues que los high yield tienen una correlación histórica muy fuerte e histórica con el S&P 500 y se puede utilizar con un poco de maña:

s1.jpg

No deja de ser curioso que cada vez que la Línea de Avance y Descenso de los bonos high yield frena su secuencia de máximos (en el gráfico del precio) y mi indicador PQT, calculado a partir de los máximos y mínimos anuales registrados por esos mismos bonos, pasa a negativo, estamos en un momento de gran posibilidad de que las cosas se pongan muy crudas.

Lógicamente, es hora de poner un stop en el mínimo anterior de referencia y quedar tranquilo. Si la señal es falsa, como la marcada en negro, nada hay que temer y nuestras posiciones largas seguirán produciendo dinerito. Pero si en verdad las cosas se ponen feas, nos saldremos del mercado en un gran sitio y esperaremos tranquilamente a encontrar otro lugar para entrar.

Ya ven cómo ha funcionado en la actual tendencia alcista y si se van a la izquierda del gráfico comprobarán que, aunque no lo he marcado. exactamente la misma secuencia se produjo en 2007, justo antes de la gran caída.

Volveré a Murphy: "El devenir de los mercados puede parecer aleatorio a aquellos que no se han tomado el tiempo de estudiar sus patrones de comportamiento". No es tan aleatorio, se lo garantizo.

¡¡Buen trading!!