Domingo, 22 Julio 2018

El apocalipsis puede esperar. Las recompras, el factor clave

Hace pocas semanas Morgan Stanley decía que tienen claro que el incremento de la confianza en los negocios de las empresas europeas, la buena marcha de los beneficios, el crédito fácil y las buenas estructuras de balance podían causar una subida clara en las recompras de acciones propias, siempre hablando de Europa.

Y atención a lo que decían después:

“El volumen de recompras de acciones propias en Europa, está siendo materialmente mayor, que las entradas de dinero regulares, en la última década, y además estos programas tienden a ser más estables y menos volátiles”

Creo que es muy importante que tomemos nota de estas impresionantes cifras. Morgan Stanley tiene muchos medios, por lo que no hay que dudar de la fiabilidad del cálculo. Y estamos hablando de que entra más dinero por recompras desde hace muchos años que por las causas “naturales” habituales. No sé si somos conscientes de la importancia que tiene esto. Ya podemos hacer cálculos, macro, de valoraciones, de resultados… se van a quedar cojos como no incorporemos la importantísima partida de recompras de acciones propias. Se están pronosticando muchos apocalipsis bursátiles sin contar la fortuna que va a seguir entrando por recompras.

Piensen que solo Apple tiene 230.000 millones de dólares por ahí fuera, que podrían volver. Las recompras serían fortísimas. Microsoft 116.000 millones, Google 53.000, Cisco 61.000, Oracle 50.000, J&J 38.000, Amgen 35.000, Qualcomm 25.200, Gilead 28.000, Merck 22.000, General Motors 15.000, y ahí muchas más estas son solo las más importantes. Como se pueden imaginar este factor es vital.

Y si esto sucede no va a importar mucho que Wall Street esté caro o barato. No podemos analizar las perspectivas sin tener en cuenta este factor, y es más norma que excepción olvidarlo en los análisis. La bolsa puede seguir subiendo contra todo pronóstico solo con este factor. Así no va a ser fácil ese apocalipsis famoso…

Vean este artículo de Zero Hedge de hace pocos días.

This Will Be The Biggest Buyer Of Stocks In 2018

http://www.zerohedge.com/news/2017-10-25/goldman-will-be-biggest-buyer-stocks-2018

Vean especialmente este gráfico, tras verlo, supongo que no les quedará ninguna duda…

s1.jpg

Desde 20’09 quien ha metido todo el dinero en Wall Street son los que están en la línea roja punteada… y ahí están principalmente ¡las recompras de acciones propias!

Algo más que ha entrado de resto del mundo, los particulares se lo han perdido todo absolutamente y las instituciones tampoco se han enterado mucho de la película.

Me parece un gráfico impresionante, y que debe cambiar urgentemente nuestro enfoque del análisis. Las recompras no son un factor más ¡son EL factor! Los mercados mutan con el tiempo, y en esta nueva mutación este factor es el que predomina. Ese apocalipsis que se dice por ahí, solo vendrá si se corta ese flujo, y no tiene ninguna pinta, sigamos leyendo el artículo.

En el artículo citan un trabajo de Goldman, muy detallado, donde se analiza este factor de recompras, y el resultado es francamente impresionante, igual que el gráfico anterior y si no vean:

s2.jpg

La partida coloreada son las recompras. Se ve lo que ha entrado exactamente por años y como en 2017 estamos con pinta de ir a batir en lo que queda de año el récord de 2016. Pero según los cálculos de Goldman en 2018 van a entrar 590.000 millones de dólares y estos cálculos es difícil que fallen porque las compañías avisan con tiempo de las recompras. ¿Creen posible una debacle sostenida en el tiempo entrando casi 50.000 millones de dólares de compras, de dinero fresco, al mes?

Saquemos cuentas sobre este trabajo con datos reales, no previsiones, y vamos a fijarnos en 2016.

El S&P terminó subiendo casi el 10%.

Si quitamos las recompras, suponiendo que no hubieran existido, el mercado de valores habría tenido salidas de 420.000 millones de dólares. Los inversores extranjeros sacaron casi 200.000. Los domésticos se llevaron 133.000. Los fondos de pensiones se llevaron 165.000. Tan solo las aseguradores de vida metieron 100.000 millones, y los etfs aportaron 188.000 millones el resto es todo cosa de las recompras, absolutamente todo.

La previsión del 2018 es más de lo mismo, si no se movieran mucho los flujos sin recompras saldrían más de 200.000 millones, con recompras van a entrar netos más de 400.000 millones. Eso es muchísimo dinero. Y ya tiene que salir dinero del resto de partidas para montar una fuerte tendencia bajista. Evidentemente sí puede haber vaivenes violentos repentinos, por supuesto, pero duradero, no va a ser nada fácil. Es más podría pasar lo contrario, que en algunas de las partidas donde sale dinero últimamente, se dé la vuelta empiece a entrar y entonces el saldo comprador sea mayor.

Quizá ahora nos podamos explicar por qué nos sorprendíamos todos sobre por qué no bajaba Wall Street cuando a principios de año se veía que Trump no cumplía sus promesas.

En suma un factor clave, que parece seguirá en 2018 y mientras sea así, dificultará enormemente cambios de tendencia.

s3.jpg