LogoHorizontalSerenitySamll a9d0f d2baf

INTEFI logo mini 1 911e6 a303e

Dice que le gustaría mucho que Weidmann fuera el sustituto de Draghi y que no ve la necesidad de otra ronda de TLTRO por el momento. ¿Cómo? ¿Qué no la ve? Es malísimo no desayunar por las mañanas, luego pasa estas cosas...

Para rematar la faena con vuelta al ruedo dice que el BCE debería subir la tasa de depósito del -0,4 al -0,2%

Bancos bajan 1,59%...normal...

Por Jeff Mason

WASHINGTON, 21 de febrero (Reuters) - Estados Unidos y China han comenzado a esbozar compromisos en principio sobre los temas más difíciles de su disputa comercial, marcando el progreso más significativo hasta ahora hacia el final de una guerra comercial de siete meses, según fuentes familiarizadas con las negociaciones.

Las dos economías más grandes del mundo han aplicado aranceles "ojo por ojo" a cientos de miles de millones de dólares en bienes, ralentizando el crecimiento económico mundial, sesgando las cadenas de suministro e interrumpiendo la producción.

Mientras los funcionarios mantienen conversaciones de alto nivel el jueves y el viernes en Washington, siguen estando muy alejados de las demandas hechas por la administración del presidente estadounidense Donald Trump para que se realicen cambios estructurales en la economía de China.

Pero el esquema general de lo que podría constituir un acuerdo está comenzando a emerger de las conversaciones, dijeron las fuentes, a medida que ambas partes presionan para lograr un acuerdo para el 1 de marzo. Esto marca el final de una tregua de 90 días que Trump y el presidente chino Xi Jinping acordaron cuando se reunieron en Argentina a fines del año pasado.

Los negociadores están elaborando seis memorandos de entendimiento sobre cuestiones estructurales: transferencia forzada de tecnología y robo cibernético, derechos de propiedad intelectual, servicios, moneda, agricultura y barreras no arancelarias al comercio, según dos fuentes familiarizadas con el progreso de las conversaciones.

En las reuniones entre funcionarios estadounidenses y chinos celebradas la semana pasada en Pekín, ambas partes intercambiaron textos y trabajaron en el esbozo de las obligaciones sobre el papel, según una de las fuentes.

El proceso se ha convertido en una verdadera negociación comercial, dijo la fuente, hasta el punto de que al final de la semana los participantes consideraron quedarse en Beijing para seguir trabajando. En cambio, acordaron tomarse unos días libres y volver a reunirse en Washington.

Las fuentes solicitaron el anonimato para hablar con franqueza sobre las conversaciones.

El portavoz del Ministerio de Comercio chino, Gao Feng, se negó el jueves a comentar los MdE.

OBTENER COMPROMISOS POR ESCRITO

Los MdE cubren los temas más complejos que afectan la relación comercial entre los dos países y están destinados, desde la perspectiva de los Estados Unidos, a poner fin a las prácticas que llevaron a Trump a empezar a recaudar aranceles sobre las importaciones chinas en primer lugar.

Una fuente advirtió que las conversaciones podrían terminar en fracaso. Pero el trabajo sobre los MdE fue un paso significativo para que China firmara tanto principios generales como compromisos específicos sobre cuestiones clave, dijo.

Varias fuentes del gobierno chino dijeron a Reuters que los dos países han llegado básicamente a un consenso sobre cómo aliviar los desequilibrios comerciales, pero que todavía había algunas diferencias sobre las "demandas centrales" de cada uno de ellos que estaban tratando de reducir.

"Se puede decir que ahora estamos en la fase de sprint y que ambos equipos de negociación están trabajando para alcanzar el objetivo de llegar a un acuerdo en el plazo previsto, pero algunos problemas siguen siendo bastante complicados de resolver", dijo un funcionario chino que está familiarizado con la situación.

Estados Unidos ha acusado a Pekín de obligar a las empresas estadounidenses que hacen negocios en China a compartir su tecnología con socios locales y a entregar secretos de propiedad intelectual. China niega que participe en tales prácticas.

Los funcionarios de la administración Trump también se oponen a las barreras no arancelarias en China, incluyendo subsidios industriales, regulaciones, procedimientos de concesión de licencias comerciales, revisiones de normas de productos y otras prácticas que, según ellos, mantienen los productos estadounidenses fuera de China o dan una ventaja injusta a las empresas nacionales.

El secretario del Tesoro de Estados Unidos, Steven Mnuchin, ha presionado para que China abra sus mercados de servicios financieros a más empresas extranjeras, entre ellas las gigantes de las tarjetas de crédito Visa y MasterCard, que han esperado años a que China cumpla sus promesas para poder operar allí.

En cuanto a la moneda, funcionarios estadounidenses, entre ellos Mnuchin, han advertido a China que no devalúe su yuan para obtener una ventaja competitiva después de que la moneda china se debilitara significativamente frente al dólar el año pasado, contrarrestando en parte los aranceles de Trump.

Las dos partes estaban discutiendo un mecanismo de aplicación del acuerdo, dijo la fuente. Reuters informó el mes pasado que Estados Unidos estaba presionando para que se revisaran regularmente los avances de China en las reformas comerciales prometidas y que podría restablecer los aranceles si considera que Pekín ha violado el acuerdo.

Las partes también estaban examinando una lista de 10 puntos sobre las formas en que China podría reducir su superávit comercial con los Estados Unidos, incluyendo la compra de productos agrícolas, energía y bienes tales como semiconductores, según otras dos fuentes familiarizadas con las conversaciones.

EL RELOJ ESTÁ CORRIENDO

El tiempo se está acabando antes de la fecha límite del 1 de marzo para resolver la disputa o ver que los aranceles estadounidenses sobre bienes chinos por valor de 200.000 millones de dólares suban del 10 al 25 por ciento. Trump dijo el martes que pensaba que China tenía un incentivo para moverse rápidamente.

"Creo que están tratando de moverse rápido para que eso no suceda", dijo a los reporteros de la Oficina Oval, sin descartar la posibilidad de extender la fecha límite.

Funcionarios de bajo nivel celebraron una ronda de conversaciones en Washington el martes y el miércoles. A ellos se unirán el jueves los negociadores de alto nivel, encabezados por el Representante Comercial de Estados Unidos Robert Lighthizer y el Viceprimer Ministro chino Liu He.

Un alto funcionario del gobierno chino familiarizado con las conversaciones dijo que la extensión del plazo era una opción, aunque ambas partes estaban tratando de llegar a un acuerdo antes del 1 de marzo y que cualquier extensión no sería demasiado larga.

Es posible que las conversaciones no resuelvan todas las diferencias y que sean los dos jefes de estado quienes tomen la decisión final, dijo el funcionario (Reportaje de Jeff Mason Reportaje adicional de Michael Martina, Jing Xu, Muyu Xu y Martin Pollard en BEIJING y David Lawder en WASHINGTON Edición de Simon Webb y Sonya Hepinstall).

Traducido por www.serenitymarkets.com

La lectura final del IPC en Italia del mes de enero sube +0,1%, compensando el -0,1% anterior y lo esperado.

La interanual baja del 1,1% al +0,9%, lo esperado, y se nota el frenazo de la economía no solo en la baja inflación sino en la incapacidad de alcanzar las cifras que tienen otros países.


source: tradingeconomics.com

Serenitymarkets.com Mejoría general en todo, pero el sector de manufacturas se hunde en Alemania, así que el peso negativo vuelve a estar más que claro y eso hace que todo dependa de su comportamiento y las expectativas que haya. De momento las esperanzas de acuerdo no se materializan en movimiento de compras por parte de las empresas y eso hace que el apoyo que experimenta el mercado está basado en esperanzas, lo que hace que debamos tener precaución.

Francia:

Los índices de directores de compra de Francia en la lectura preliminar del mes de febrero nos ofrecen un halo de esperanza, porque todos quedan mejores de lo esperado y están arañando la vuelta a la expansión, una muestra de que la mejoría en los mercados también va de la mano de la esperanza de que la economía vuelva a ponerse en marcha otra vez.

El sector servicios pasa de 47,8 a 49,8, mucho mejor de lo esperado que era subir hasta 48,7.

El de manufacturas sigue en expansión y un poquito mejor, subiendo de 51,2 a 51,4, mejor de lo esperado que era bajar a 51.

El compuesto sigue estando en contracción pero por muy poco, al quedarse en 49,9 desde 48,2, casi un punto por encima de lo esperado.

Si miramos el compuesto, la mejora es considerable y nos anotamos un comienzo de 2019 con recuperación, aunque estemos en contracción.


source: tradingeconomics.com

 

Alemania:

El PMI preliminar de febrero en el sector de manufacturas empeora y  sigue mostrando que poco va a aportar a la economía alemana. Pasa de 49,7 a 47,6, mucho peor de lo esperado que era repetir cifra.

El de servicios mejora pasando de 53 a 55,1, mejor que el 52,9 estimado.

Con todo, el compuesto consigue mejorar un poco, pasando de 52,1 a 52,7, mejor que el 52 esperado.

Vean que el compuesto mejora pero la tendencia negativa todavía no se cambia.


source: tradingeconomics.com

 

Eurozona:

El PMI preliminar de febrero nos deja recuperación gracias al sector servicios, porque pasa a 52,3 desde 51,2, mucho mejor que el 51,4 esperado.

El de manufacturas es el que eclipsa lo anterior al pasar de 50,5 a 49,2 y se mete en contracción, cosa que no es sorpresa al ver el desplome del mismo indicador en Alemania. El valor es peor de lo esperado que era 50,3, mantenerse en expansión.

Con todo, el compuesto consigue anotar mejora pasando de 51 a 51,4, mejor que el 51,1 esperado.

La perspectiva de la economía mejora, pero el lastre está más que claro.


source: tradingeconomics.com

El PMI preliminar de febrero nos deja recuperación gracias al sector servicios, porque pasa a 52,3 desde 51,2, mucho mejor que el 51,4 esperado.

El de manufacturas es el que eclipsa lo anterior al pasar de 50,5 a 49,2 y se mete en contracción, cosa que no es sorpresa al ver el desplome del mismo indicador en Alemania. El valor es peor de lo esperado que era 50,3, mantenerse en expansión.

Con todo, el compuesto consigue anotar mejora pasando de 51 a 51,4, mejor que el 51,1 esperado.

La perspectiva de la economía mejora, pero el lastre está más que claro.


source: tradingeconomics.com

Servicios 52,3, mejor de lo esperado. Manufacturas 49,2, peor de lo esperado y se mete en contracción. Compuesto 51,4, mejor de lo esperado.