LogoHorizontalSerenitySamll a9d0f d2baf

INTEFI logo mini 1 911e6 a303e

Datos de Estados Unidos. Muy fuerte creación de empleo en el mes de diciembre

Serenitymarkets.com El dato de ADP que conocimos hace bien poco adelantaba una fuerte lectura y parece que ha acertado, pero es que la creación de empleo real ha sido mucho más alta que esta lectura.

La creación de empleo en el mes de diciembre en Estados Unidos alcanza los 312.000, muy por encima de las 177.000 esperadas. Además, la lectura del mes de noviembre se revisa al alza pasando de 155.000 hasta alcanzar las 176.000. La del mes de octubre también se revisa al alza pasando de 237.000 hasta 274.000.

La tasa de desempleo se esperaba que se mantuviese constante en el 3,7% pero aumenta hasta el 3,9%.

La tasa de participación de la fuerza laboral sube del 62,9% hasta el 63,1%. Combinando los dos factores, el aumento de la tasa de empleo y la fuerza laboral, lo que implica es que cada vez la gente se anima más a buscar empleo porque tiene más convencimiento en encontrarlo, cosa que es positiva para la economía.

El sector privado crea 301.000, muy por encima de lo esperado que eran 175.000. El mes de noviembre también se revisa al alza pasando de 161.000 hasta 173.000.

El empleo gubernamental aporta 11.000 y la cifra del mes de noviembre se revisa fuertemente al alza pasando de una destrucción de 6000 a una creación de 3000.

Los empleos en las fábricas alcanzan las 32.000, por encima de las 20.000 esperadas y la cifra del mes de noviembre se mantiene estable en 27.000. La construcción aporta 38.000, la producción de bienes 74.000, las minoristas 23.800 y los servicios 227.000.

La media de horas trabajadas para todos los trabajadores sube el 0,5% llevándose por delante el descenso de -0,2% del mes pasado.

La cifra de los salarios, la que suele poner más nervioso a todo el mundo por el empuje a la inflación, nos da una mala noticia, muy buena para la economía, porque aumenta el 0,4%, por encima del 0,3% esperado y dobla el crecimiento del mes de noviembre. En la interanual alcanzamos una mejora del 3,2% desde el 3,1% del mes de noviembre, por encima de lo esperado que era el 3%.

Todo muy positivo para la economía y además a favor de Reserva Federal para mantener las subidas de los tipos de interés. De momento el mercado laboral no está acusando la desaceleración que estamos viendo en el resto del mundo. El incremento de los salarios también apoya la inflación subyacente, porque la cifra general está afectada por la fuerte bajada del precio del crudo.

En resumidas cuentas, es un dato muy positivo para la economía, pero muy negativo en clave Reserva Federal, porque el apoyo es claro a que siga pensando en subidas de tipos de interés en 2019. Es un dato positivo para el dólar y negativo para los bonos. Los activos de riesgo pueden necesitar tiempo para digerir todo esto porque las interpretaciones son contrarias: bueno para la economía, bueno para las empresas, pero si la Reserva Federal mantiene las subidas de tipos de interés, es negativo para la financiación, lo que sería negativo para las empresas. Hay que dejar que el mercado respire a ver qué pesa más, pero tal como están las cosas, la visión negativa tiene más puntos a corto plazo.