LogoHorizontalSerenitySamll a9d0f d2baf

INTEFI logo mini 1 911e6 a303e

Materias Primas

TOKIO, 18 de septiembre (Reuters) - Los precios del petróleo se enfriaron el miércoles cuando Arabia Saudita dijo que la producción total de petróleo se restablecería a fin de mes, mientras que la cautela ante un esperado recorte de las tasas de interés en Estados Unidos mantuvo a los mercados financieros en rangos estrechos.

El índice de acciones de Asia y el Pacífico más amplio de MSCI ex Japón subió un 0,14%, mientras que el Nikkei de Japón cayó un 0,18% tras 10 días consecutivos de ganancias y el índice de acciones de primera clase de China subió un 0,52%.

Las acciones de Wall Street subieron el martes, y el S&P 500 ganó un 0,26%.

Los futuros de crudo Brent cayeron un 0,26% a 64,38 dólares el barril, tras haber cedido cerca del 65% de sus ganancias tras el ataque del fin de semana a las instalaciones petrolíferas de Arabia Saudí.

El crudo U.S. West Texas Intermediate (WTI) perdió 0.5% a $59.06 por barril, retrocediendo alrededor de la mitad de sus ganancias tras el ataque del sábado.

El ministro saudí de Energía, el príncipe Abdulaziz bin Salman, trató el martes de tranquilizar a los mercados, diciendo que el reino restablecería su producción de petróleo perdida para fin de mes tras haber recuperado los suministros a los clientes a los niveles que tenían antes de los ataques del fin de semana.

"Creo que un repunte en los precios del petróleo probablemente será a corto plazo, dado que la economía mundial no está funcionando muy bien", dijo Akira Takei, gestor de fondos de bonos de Asset Management One.

Sin embargo, las crecientes tensiones geopolíticas sustentaron el petróleo, así como algunos activos de refugio, como los bonos estadounidenses.

Un funcionario estadounidense dijo a Reuters el martes que Estados Unidos cree que los ataques se originaron en el suroeste de Irán, una evaluación que podría aumentar aún más la rivalidad entre Teherán y Riad.

A las incertidumbres en Oriente Medio se sumaron las encuestas de salida de las elecciones de Israel, que mostraron que la contienda estaba demasiado cerca de ser convocada como para sugerir que la lucha del primer ministro Benjamin Netanyahu por la supervivencia política podría prolongarse.

El oro se mantuvo estable en $1,502.10, mientras que el rendimiento de los bonos del Tesoro de los Estados Unidos a 10 años cayó a 1.799%, en comparación con el máximo del viernes y medio de 1.908% antes del anuncio de la política monetaria de la Reserva Federal el miércoles.

Mientras que un recorte de la tasa de interés de 25 puntos básicos se considera casi seguro, los inversores se fijan en las declaraciones y proyecciones económicas de los responsables de la política monetaria de la Reserva Federal, dados los signos de profundos desacuerdos entre ellos.

"Los mercados casi están fijando precios en tres recortes de tipos más para finales del próximo año, incluyendo uno para finales de este año, pero lo más probable es que la postura de la Reserva Federal sea más dura que la de los mercados y que podamos ver un aumento de los rendimientos de los bonos en el corto plazo", dijo Masahiko Loo, gerente de cartera de Alliance Bernstein.

La actual guerra comercial entre Estados Unidos y China ha despertado la preocupación de los políticos por la desaceleración de la producción de las fábricas, aunque la resistencia del consumo interno ha dado a los halcones algunas razones para preocuparse por recortar las tasas de manera demasiado precipitada.

Posiblemente complicando aún más sus discusiones, las tasas de interés a corto plazo de los Estados Unidos se dispararon esta semana, con las tasas de repos a un día subiendo al 7%, debido en gran medida a factores estacionales tales como los enormes pagos de impuestos y la oferta de bonos.

Esto llevó a la Reserva Federal de Nueva York a llevar a cabo su primera operación repo en más de una década para inyectar fondos a los mercados monetarios en dificultades.

La Reserva Federal de Nueva York dijo a última hora del martes que llevaría a cabo una operación de acuerdo de recompra a principios del miércoles "con el fin de ayudar a mantener la tasa de los fondos federales dentro del rango objetivo de" 2,00% a 2,25%.

Jeffrey Gundlach, director general de DoubleLine Capital, dijo el martes que la contracción del mercado de repos hace más probable que la Reserva Federal reanude la expansión de su balance "muy pronto".

Además, el jueves se celebrará la reunión de política monetaria del Banco de Japón. Si bien la última encuesta de Reuters sugiere que el Banco de Japón mantendrá su política en espera, 28 de los 41 economistas esperan que suavice su política este año y 13 creen que podría sorprender al tomar medidas en la reunión del jueves.

En el mercado de divisas, el euro se mantuvo sin cambios en los $1.1064, luego de registrar ganancias de 0.6% el día anterior, mientras que el ZEW alemán arrojó resultados alentadores en cuanto a la confianza de los inversores.

La libra esterlina cotizó a 1,2483$, lo que supone un descenso del 0,1% en lo que va del día, alcanzando un máximo en dos meses de 1,2528$, ya que los inversores invirtieron sus apuestas contra la divisa por temor a un Brexit sin transacciones a finales del mes que viene.

La divisa nipona registró mínimos en los 108.21, y registró mínimos de hace un mes y medio en los 108.37 el martes.

(Editado por Sam Holmes y Jacqueline Wong) traducido por www.serenitymarkets.com

 

18 de septiembre (Reuters) - El oro cotizó sin cambios el miércoles, mientras que los inversores esperaban las señales de la postura del Banco Central de los EE.UU. sobre la flexibilización monetaria, mientras que la caída de los precios del petróleo debilitó la demanda de lingotes de oro como refugio seguro.

Arabia Saudí trató de tranquilizar a los mercados tras el ataque del sábado, que redujo a la mitad su producción de crudo, diciendo que la producción total se restablecería a finales de mes.

Un sentimiento de riesgo en el mercado afecta la demanda de lingotes de oro, a menudo visto como una inversión alternativa en tiempos de incertidumbre política y financiera.

El oro al contado apenas cambió y se situó en los $1,502.62 por onza a las 0529 GMT. Los futuros de oro de EE.UU. fueron 0.2% más bajos, a $1,510.40 por onza.

"Si los precios del petróleo se mantuvieran altos, habría riesgos de inflación. Ahora los precios del petróleo han bajado porque ellos (Arabia Saudita) dijeron que podían restablecer la producción. Por lo tanto, no existe tal riesgo de inflación como antes", dijo Helen Lau, analista de Argonaut Securities.

Sin embargo, a los inversores les preocupa que esta noticia pueda disuadir a la Reserva Federal de Estados Unidos de recortar aún más las tasas de interés, lo que es negativo para el oro que no produce intereses, agregó.

El oro se considera una cobertura contra la inflación.

Economistas y analistas esperan que la Reserva Federal reduzca su tasa de referencia por segunda vez este año para contrarrestar los riesgos que plantea la guerra comercial entre Estados Unidos y China.

Los movimientos caóticos en los mercados monetarios y las oscilaciones en los futuros de los fondos federales de los EE.UU. significan que la herramienta de la CME muestra alrededor de un 62% de posibilidades de que la Reserva Federal reduzca los tipos de interés en 25 puntos básicos el miércoles.

El índice más amplio de acciones de MSCI para Asia y el Pacífico fuera de Japón subió un 0,13%, mientras que el dólar frente a una cesta de otras monedas apenas cambió en 98,28.

"La administración de Estados Unidos sigue teniendo un problema, quieren que Irán asuma la responsabilidad. Es por eso que los precios del oro se mantienen bastante bien", agregó Lau.

El oro al contado se mantiene neutral en un rango de $1,488-$1,523.61 por onza, y un escape podría sugerir una dirección, según el analista técnico de Reuters Wang Tao.

Además, la reunión del Banco de Japón se celebrará el jueves, en la que se espera que el banco central suavice su política este año.

Entre otros metales preciosos, el platino cayó 0.2% a $941.08 por onza, mientras que la plata disminuyó 0.4% a $17.94 por onza.

El paladio cayó 0.3% a $1,593.74, en camino a una cuarta sesión consecutiva de descenso. (Reportaje de Karthika Suresh Namboothiri en Bengaluru, Editado por Sherry Jacob-Phillips y Subhranshu Sahu) traducido por www.serenitymarkets.com